La Liga Mexicana del Pacífico (LMP) sumará a los Algodoneros de Guasave y Sultanes de Monterrey para la temporada 2019-2020, situación que formó parte de las promesas en la campaña del presidente Andrés Manuel López Obrador.

La expansión a 10 franquicias fue aprobada por los dueños de las organizaciones de invierno. En el caso de la plaza de Guasave significará  su regreso al circuito de invierno, la última  fase regular que disputó fue 2013-2014 y  después se anunció su venta y cambio de plaza, que dio lugar al ingreso de los Charros de Jalisco.

El mandatario mexicano enfatizó: “Todas las necesidades las vamos a atender, habrá béisbol y bienestar en Guasave”.

Al ser número impar se realizó la propuesta a los Sultanes para ingresar a la LMP. La operación de la  novena regiomontana está a cargo de Grupo Multimedios, su accionista mayoritario.

Los Algodoneros estarán  a cargo del empresario Alfredo Harp Helú, quien es propietario de los Diablos Rojos del México y Guerreros de Oaxaca, en la Liga Mexicana de Beisbol (LMB).

Se aclaró que sólo se encargará de la etapa inicial de la novena y, posteriormente, se buscará a inversionistas locales para que operen la novena.

“Va a tener el respaldo del gobierno de la República, esa es la condición, que Alfredo Harp se hace cargo para que este año haya en Guasave beisbol”, añadió López Obrador.

Para la remodelación del  Estadio Francisco Carranza Limón se emplearán recursos públicos.

“El presidente de México ha sigo un incansable gestor para lograr está expansión y hemos encontrado apoyo de importantes inversionistas para concretar este proyecto”, declaró Omar Canizales declaró a la agencia AP.

Venezuela, descartada como sede de la Serie del Caribe

La Confederación de Béisbol Profesional del Caribe informó que la presente edición de la Serie del Caribe no se realizará en Barquisimeto, Venezuela, por segundo año sucesivo. Lo anterior es consecuencia del contexto político que se vive y en breve anunciará la nueva sede emergente y el formato de juego. El torneo se realizará del 4 al 9 de febrero.

La decisión la aprobaron los países que conforman la confederación y el único voto en contra fue de Liga Venezolana de Béisbol Profesional.

Entre las razones de la reasignación de la sede está que el acuerdo con las declaraciones del “Ejecutivo Nacional de Venezuela, en estos momentos se está viviendo una situación en donde están presentes circunstancias de Usurpación de Poderes, hechos que escapan al control o influencia tanto de Liga Venezolana de Beibol Profesional como del Comité Organizador, responsables ante la CBPC de la organización de la Serie del Caribe”.