A partir de este lunes, tres estaciones emblemáticas de la radio de amplitud modulada: Radio Ciudadana 660 AM, Radio 710 AM y XEB 1220 AM, La B grande de México, del Instituto Mexicano de la Radio (IMER), dejaron de transmitir la mayor parte de su programación habitual, incluidos los noticiarios. La causa, se anunció a finales de la semana pasada, los ajustes presupuestales del gobierno federal, lo cual, obligó a la dependencia radiofónica a hacer drásticas modificaciones en sus planes de transmisión para dicha banda y trasladar a la FM e Internet los espacios informativos más escuchados.

“Las restricciones presupuestales que aplican para toda la administración pública obligaron a IMER a cancelar la emisión de los noticiarios por sus estaciones de AM porque no hay dinero para el pago al sindicato de las llamadas ‘cartas de tránsito’”, según expuso IMER Noticias a través de las redes sociales.

Las mencionadas cartas de tránsito obligan a las emisoras de AM que tienen concesiones comerciales o permisos a pagar licencias sindicales con cuotas que establece el propio Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Radiodifusión, Televisión, Similares y Conexos de la República Mexicana (STIRT) y que el IMER no tiene para pagar.

El documento titulado “Guía para los grupos ciudadanos” y publicado en el presente año por la emisora Ciudadana 660 AM a manera de guía para todo aquel ciudadano no sindicalizado interesado en realizar una transmisión radiofónica en la estación del IMER, hace mención de las cartas de tránsito y explica lo siguiente:

“Todos los conductores y conductoras, sin excepción alguna, deberán contar con una carta de tránsito acordada por el IMER con el STIRT.

“La imagen sonora (rúbricas, identificaciones de secciones, rompecortes y textos introductorios) de los programas solamente podrá ser grabada por locutoras o locutores sindicalizados (STIRT) y con el equipo de producción del IMER, con la finalidad de mantener el estilo y la unidad sonora de la emisora. No se pueden transmitir cápsulas, rúbricas o textos grabados con voces de grupos ciudadanos, a no ser que cuentan con carta de tránsito expresa para ello”.

Un sistema colapsado

La periodista Aleida Calleja, actual directora del IMER, explicó por diversos medios que cuando asumió el cargo se encontró inmersa en la precariedad a todas las emisoras que integran el sistema IMER en el país (17 estaciones, 39 canales digitales y una señal por Internet), ya que no han recibido inversión alguna en los últimos años, lo cual, sumado al recorte a su presupuesto anual del 2019 de casi 19 millones de pesos, tenía al sistema “colapsado”.

Cabe recordar que el presupuesto aprobado para el IMER este año fue de 159.2 millones de pesos, 10.5% menos que en el 2018, año en que se le asignaron 177.9 millones. A esa disminución se suman las restricciones instrumentadas por Hacienda, motivadas por el memorándum de austeridad.

Estas advertencias de Calleja en los últimos días, ya con las decisiones tomadas, no fueron nuevas. En entrevista con El Economista, el pasado 31 de marzo, la funcionaria explicó que “la realidad está en que la situación no sólo es crítica en términos presupuestales; también quedan otros pendientes por arreglar de inmediato si queremos avanzar en todo sentido. Por ejemplo, el estudio A, que es emblemático del IMER y uno de los mejores de América Latina, no tuvo inversión ni mantenimiento y hoy está colapsando”.

Laura Cordero Melgarejo, jefa de Redacción del IMER, y Elia Baltazar, directora del Sistema Nacional de Noticiarios de la dependencia radiofónica, se sumaron a las voces en defensa de estos espacios de radio pública.

“En el poco tiempo que llevo en el IMER he descubierto que en AM están los radioescuchas más fieles, que llevan más de 25 años escuchando La B grande de México (...) Cuando llego a la pregunta: ¿en qué estación nos escucha? Muchos responden, la B grande, como siempre, o 1220 AM, como hace 25 años. Y pues ahora con qué cara les decimos: escúchenos en Internet porque el sindicato (STIRT) no nos deja transmitir en su amada B grande de México o cámbiele a Horizonte en FM”, explicó Cordero Melgarejo.

Además, Elia Baltazar se adhirió a la postura: “la inanición presupuestal que enfrenta IMER y afecta a IMER Noticias pone en riesgo la obligación de los medios públicos: cumplir con el derecho a la información de todos, todos los ciudadanos”. En congruencia con lo declarado por Aleida Calleja, agregó que la vulnerabilidad que el instituto enfrenta hoy en día es producto del abandono del pasado.

Por su parte, Jenaro Villamil, presidente del Sistema Público de Radiodifusión del Estado Mexicano (SPR), respondió:

“Vamos a resolver el grave problema de IMER y de IMER Noticias con el apoyo de SEP y de SHCP. Las audiencias de la radio pública merecen calidad e información profesional”.

Mientras tanto, este lunes, espacios noticiosos conducidos por periodistas y comunicadores como Ricardo Raphael, Clara Scherer o Claudia García Zambrano, por mencionar unos cuantos, no podrán ser escuchados por las estaciones habituales sino que se transmitirán vía Internet o serán redirigidos a las señales de frecuencia modulada del IMER. Algunos otros programas, como La hora de Manzanero, conducido por el cantautor Armando Manzanero, saldrán del aire.

[email protected]