El uso regular de las redes Wi-Fi públicas sin protección y el compartir contraseñas son parte de los malos hábitos al navegar en Internet de la generación millennials, es decir, de los nacidos entre 1977 y 1994.

Así lo advierte un estudio de Forcepoing respecto a las actitudes y comportamientos de más de 670 participantes, en donde se destaca que los baby boomers son más cautelosos en línea, mientras que los millennials dejan a un lado la prudencia para lograr una conveniencia digital.

Aunque se cree que los millennials tienen mayor conocimiento y educación en el tema de seguridad, de acuerdo con la encuesta, muchos no son precavidos en la tecnología, sobre todo en el lugar de trabajo.

NOTICIA: Ciberatque roba secretos industriales a ThyssenKrupp

De acuerdo con un comunicado de la empresa de ciberseguridad, muchos millennials reconocieron que utilizan dispositivos personales para trabajar y jugar.

Además, casi una cuarta parte de ellos descarga archivos de la compañía y aplicaciones de terceros a sus dispositivos personales para aumentar la productividad, sin notificarlo al departamento de Tecnología de la Información (TI).

Asimismo, se determinó que aunque los millennials aseguran entender y usar contraseñas robustas, utilizan con frecuencia la misma contraseña para varios sistemas y aplicaciones, e incluso las comparten con otros.

NOTICIA: Malware robó datos de más de 1 millón de cuentas de Google

mfh