Arturo Herrera tendría que mantener un bajo perfil en la escena pública lo que resta del año para garantizar respeto e institucionalidad al Banco de México, advirtió el Jefe de Investigación para América Latina en Barclays, Marco Oviedo.

“Que la nominación sea ahora, seis meses antes del término del cargo de gobernador que seguirá ocupando Alejandro Díaz de León, obliga a Herrera a no hablar de inflación, ni política monetaria, ni de ningún tema relacionado a las decisiones del Banco de México, esto por respeto e institucionalidad”, consignó.

Desde Nueva York dijo que de otro modo, hablar con medios, o twittear sobre temas relacionados al banco central mucho antes de que llegue la propuesta al Congreso y que el Senado le ratifique, como se espera, “generaría ruido y mermaría las decisiones que tomará Banxico de aquí a diciembre”.

El estratega confió que la nominación que ha hecho el Presidente de México anticipándose un semestre al término del cargo de Díaz de León “no implica que el relevo se adelanta”.

Aparte, el economista en jefe para América Latina de Credit Suisse, Alonso Cervera dijo que es probable que la aprobación por parte del Senado se cruzará con el debate del presupuesto. “Por lo que la pregunta es qué hará Herrera en los próximos meses”.

Destacó que adelantarse tanto tiempo a la transición en Banco de México “es por demás desafortunado. Aún así, creo que la Junta de Gobierno seguirá guiándose por principios técnicos y no políticos el resto del 2021”.

“Creo que se pudieron cuidar las formas y mostrar más respeto a la institución y a su Gobernador actual. Es muy poco común que se anuncie una transición con tanta anticipación en el liderazgo de un banco central”.

Remanentes conforme a la ley

Aparte, en un seminario para inversionistas de Franklin Templeton, el estratega de Integralia Consultores, Carlos Ramírez, explicó que Díaz de León fue “una figura incómoda que venía del grupo político que no quiere el Presidente”. Y la situación que se presentó al no completarse una utilidad suficiente para transferirle remanentes de operación al gobierno federal. “fue la gota que derramó el vaso.

Esa animadversión le hizo seguramente ponderar que no tenía porque esperar a su salida para hacer pública la propuesta por demás anticipada de Arturo Herrera como el próximo Gobernador”.

Sobre los remanentes de operación el experto de Credit Suisse confió que “continuará ponderándose si hay remanentes una vez al año, dependiendo de la revaluación cambiaria”.

“Las decisiones de enviar o no remanentes a la Secretaría de Hacienda serán de la Junta de Gobierno, no de una sola persona, y estarán basadas en los criterios ya establecidos por el banco. No creo que éste vaya a ser un motivo de incertidumbre en el mercado”, aseveró Cervera.

El cargo del Gobernador termina el 31 de diciembre conforme lo marca la Ley de Banco de México y el mismo banquero central en ejercicio, Alejandro Díaz de León, explicó la semana pasada, al presentar el Informe Trimestral, que respetarán los tiempos que marca la ley para todo funcionamiento.

Respeto a la Ley

Durante la citada conferencia el banquero central subrayó que es atribución del Presidente nombrar a cada uno de los miembros del banco central.

Refirió el párrafo séptimo del artículo 28 de la Constitución, para subrayar que “es muy claro al decir que la conducción del banco estará a cargo de personas cuya designación será hecha por el Presidente de la República con la aprobación de la Cámara de Senadores o en su caso por la Comisión permanente y conforme a la ley del banco”.

Es una atribución plena del Presidente de la República designar a todos y cada uno de los miembros de la Junta, en los términos y plazos que corresponden”, consignó.

Díaz de León enfatizó que “en lo personal” se encuentra “más que convencido que el cumplimiento de la Constitución y de la Ley del Banco de México fortalecen a la institución y el cumplimiento de su mandato”.

Recordó que “el Banco de México toma todas sus decisiones a través de un órgano colegiado que es la Junta de Gobierno y todos los miembros de la Junta que estamos presentes estamos comprometidos con el cumplimiento del mandato y las obligaciones del banco”.

ymorales@eleconomista.com.mx