La Junta de Gobierno de la Comisión Nacional del Sistema del Ahorro para el Retiro (Consar) autorizó las comisiones a nueve de 10 administradoras de fondos para el retiro (afores). No obstante, la comisión de Afore Coppel está pendiente de validación por parte del regulador.

En este sentido, ocho afores cobrarán 0.57% de comisión y una 0.53% (Afore Pensionissste), con lo cual el promedio de comisiones del Sistema del Ahorro para el Retiro (SAR) se redujo de 0.808% a 0.566%, esto es una reducción histórica de 23 puntos base. Pensionissste, es la única afore que no hizo movimientos en su comisión y por lo tanto cobrará lo mismo en el 2022.

Ante ello, Enrique Díaz-Infante, director del programa del sector financiero y seguridad social en Centro de Estudios Espinosa Yglesias (CEEY) dijo que Iván Pliego Moreno, titular de la Consar y ex presidente de Pensionissste, estaría usando de referente del mercado a dicha afore.

“Los participantes del mercado se están acomodando con la autoridad. Entonces, es demasiado pronto evaluar si Consar está en lo correcto y viniendo (Iván Pliego) de Pensionissste puede decir que se puede reducir hasta 0.57%; y no bajar más de 0.53% porque ya podría generar pérdidas”, comentó en entrevista.

Agregó que por ahora las administradoras de fondos están cumpliendo con lo impuesto por el regulador; sin embargo, en un momento existirá la posibilidad de que las afores argumenten que no están cubriendo costos y posiblemente existan fusiones entre ellas.

Con la disminución de la comisión de los participantes del SAR, los trabajadores se verán beneficiados al mantener ahorros en su cuenta individual por más de 11,800 millones de pesos (mdp), lo que permitirá incrementar el saldo para su retiro, sostuvo la comisión.

“Es una buena noticia que nueve de las 10 administradoras hayan solicitado una autorización de una comisión igual a 0.57%, pues ello significa una coincidencia en el sector en beneficio de los trabajadores”, comentó Rogelio Ramírez de la O, titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público quien es miembro de la Junta de Gobierno.

En el comunicado, Ramírez de la O, agregó que “con esto se avanza hacia el nuevo esquema, donde el trabajador será el centro de atención y la competencia se dará con base en la calidad de servicio y la obtención de rendimiento; todo ello con un retorno razonable para las administradoras”.

En este tenor, el Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP) detalla en un informe que el tope máximo de comisiones que cobrarán las afores impactará tanto positiva como negativamente a los trabajadores.

“(La disminución) permitirá que en el largo plazo aumente el saldo total en la cuenta de los trabajadores; por otro lado, los trabajadores deberán pagar un mayor monto por comisiones ante un mayor saldo en su cuenta debido al aumento de la tasa de cotización”, estimó el CIEP.

La secretaria del Trabajo y Previsión Social, Luisa María Alcalde, dijo ante la Junta que la decisión que se tomó es “sumamente importante y debe reconocerse que ha sido producto del esfuerzo encaminado a lograr un mejor futuro para los hombres y mujeres que viven de su trabajo, pues todas las acciones han sido pensadas en ellos”.

Ingresos por comisión suman 32,900 mdp

En el periodo comprendido entre enero y octubre, el SAR obtuvo más de 32,900 millones de pesos en ingresos vía comisiones, de acuerdo con información de la Consar. Esto es un aumento de 3.8%, si se compara con el mismo periodo del 2020.

Asimismo, se observa una tendencia alcista en cuanto a la captación de recursos que han ingresado a las afores mediante comisiones ya que en el 2016, éstos fueron superiores a los 27,500 millones de pesos; mientras que más de 37,800 millones de pesos ingresaron en el 2020.

Paralelamente, la Consar ha reiterado que el gasto que realizan las afores al área comercial es demasiado y por ello, con el nuevo tope se busca una reducción en la cantidad de recursos, por lo cual las afores deben de cambiar su modelo de negocios.

El organismo descentralizado detalló que el gasto total de las administradoras de fondos ronda los 18,300 millones de pesos, al cierre del décimo mes. De los cuales,40.4% (7,400 millones de pesos) son para el área comercial y por lo tanto es superior a lo destinado a gastos de administración (4,700 mdp) y otros  a costos de operación (6,200 mdp).

En el 2020, el gasto total de las afores fue de 21,000 millones de pesos, de los cuales 42% (8,800 mdp) fueron para gasto comercial. Esto casi triplica el monto destinado a gastos de administración (5,900 mdp).

De acuerdo con el CIEP, menores comisiones no impedirían la operación de las afores.

A pesar de que en los últimos años han aumentado los gastos y costos de las administradoras, actualmente son más rentables que en años anteriores con comisiones más altas.

“Además, se tiene la experiencia de los fondos de pensiones en Estados Unidos, que entregan rendimientos altos con comisiones más bajas de las que se cobran actualmente en México, con y sin reforma”, puntualizó el documento del centro de investigación.

santiago.renteria@eleconomista.mx