La Policía Federal dio por concluido el despliegue de protección, seguridad y servicio en el país, para brindar apoyo y tranquilidad a los miles de vacacionistas que disfrutaron este periodo de asueto conocido como "fin de semana largo".

La dependencia informó que en el operativo, que comenzó el viernes y terminó a las 00:01 horas de este martes, el personal de la corporación proporcionó 25,183 ayudas al público, en especial por orientación vial, canalización de servicios mecánicos y de emergencia.

Indicó que el objetivo principal del operativo fue salvaguardar la integridad física y patrimonial de todas aquellas personas que usaron las diferentes terminales aéreas, centrales camioneras, puertos, centros turísticos y puntos fronterizos, así como en los 48,000 kilómetros de carreteras federales.

Para tal efecto la Policía Federal desplegó a 8,648 elementos de las divisiones de Seguridad Regional y Fuerzas Federales, quienes brindaron seguridad a los vacacionistas.

Para cumplir con las tareas de seguridad y vigilancia también se contó con el apoyo de 3,877 unidades que comprenden vehículos especializados en rescate y salvamento, apoyados por 62 especiales con blindaje, detalló en un comunicado.

También participaron cuatro helicópteros "Black Hawk" y "Colibrí", varias unidades con tecnología de rayos gama y ambulancias, que brindaron apoyo las 24 horas del día.

Los agentes de la Policía Federal recorrieron durante este periodo vacacional 998,614 kilómetros para el apoyo de la población.

La corporación informó que con el fin de mantener cercanía con la ciudadanía, se mantendrá a su disposición el Centro de Vinculación y Atención Ciudadana (Cevac) para realizar cualquier denuncia o queja, que estará en funcionamiento las 24 horas de los 365 días del año.

mac