Mujeres militantes priístas, encabezadas por las diputadas Blanca Pérez Buenrostro y Dalia Garrido, exigieron al líder del partido en la entidad, Braulio Guerra Urbiola, el apoyo incondicional del instituto político tanto en las victorias como en las derrotas electorales, con miras a las elecciones del 2012.

En una reunión de trabajo con regidoras del Partido Revolucionario Institucional (PRI) de municipios queretanos, Pérez Buenrostro sostuvo que las mujeres son abandonadas por el partido cuando llegan a perder un puesto de elección popular para el que compitieron, siendo que, durante la campaña, empeñan bienes personales y se alejan de su familia.

Desventaja Femenina

Las mujeres siempre tenemos desventaja por la falta de dinero, por los tiempos. Eso nos limita a que sea una contienda equitativa. No puede ser imparcial cuando no tenemos dinero, cuando tenemos que cuidar a nuestros hijos , aseveró Pérez Buenrostro.

La legisladora local pidió respeto al trabajo y disciplina que realizan en materia política. Merecemos que se respeten nuestros derechos tanto para estar dentro de la política como en los campos de la administración pública , dijo.

Pérez Buenrostro añadió que las féminas dentro de la militancia priísta son respetadas desde lejecitos, ya que dan la oportunidad a otras personas cuando son los cargos . En el caso de la Legislatura local sólo cinco de los 25 diputados son mujeres.

Rumbo al 2012

En la reunión de trabajo, Pérez Buen­rostro anunció que cada 15 días tendrá encuentros con las regidoras de los municipios Corregidora, San Juan del Río, El Marqués, Ezequiel Montes, Landa de Matamoros y San Joaquín, con el fin de ver el trabajo que realizan e impulsar candidaturas para los comicios locales del año entrante.

En tanto, Guerra Urbiola aceptó que es una tarea inacabada la participación de la mujer en la búsqueda de espacios políticos.