México ingresó formalmente este jueves en el mecanismo de cooperación COVAX, liderado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Alianza Mundial de Vacunas (GAVI), que consiste en el primer contrato vinculante para adquirir alguna de las 18 vacunas contra el coranavirus para garantizar el acceso oportuno del país, informó el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard.

“El día de hoy quedaremos ya integrados formalmente, y con eso México tiene garantizado el acceso a la vacuna, porque como ustedes saben COVAX tiene en este momento en cartera 18 vacunas en Fase III, o cerca de Fase III. Quiere decir que de esas 18, más las que acumulen, las que resulten autorizadas por autoridades regulatorias, México tendrá acceso”, confirmó a medios de comunicación tras participar en la presentación final de resultados de la iniciativa Juntos por la Salud.

El pasado 31 de agosto, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), en coordinación con la Secretaría de Salud, remitió a COVAX una carta de confirmación de intención para participar en dicho mecanismo, mediante la modalidad de “compra opcional” de las dosis necesarias para vacunar al 20% de la población en el momento en que los antídotos estén disponibles y demuestren seguridad y eficacia.

En cuanto a la iniciativa Juntos por la Salud Marcelo Ebrard destacó que gracias al esfuerzo de 579 empresas e instituciones públicas y privadas se pudo, entre los logros más destacados, aportar el equivalente a 85% de la capacidad instalada de soporte ventilatorio del país. Se donaron 4,673 respiradores.

Se logró canalizar a 17,413 pacientes no covid de hospitales públicos a privados para que recibieran atención médica. También con la alianza entre el Gobierno de México, la Asociación Nacional de Hospitales Privados y el Consorcio Mexicano de Hospitales, a septiembre del 2020, se pusieron 3,427 camas de 226 hospitales privados a disposición de pacientes afiliados a instituciones públicas de salud.

El canciller se dijo satisfecho por los resultados alcanzados durante esta primera etapa de la iniciativa.

“Esto no significa que tengamos que aflojar el paso, sino enfocar los esfuerzos para acelerar la recuperación económica de México, para modernizar nuestro sistema de salud, para que todo lo que aprendimos sea útil, para que podamos salvar más vidas, para que lo que se está invirtiendo para acelerar tratamientos y vacunas mexicanas tenga éxito”, aseguró.