A poco más de un año del asesinato del periodista Javier Valdez Cárdenas, ocurrido el 15 de mayo en Culiacán, Sinaloa, la Comisión Permanente del Congreso de la Unión solicitó a la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Cometidos contra la Libertad de Expresión (Feadle) y a la Fiscalía de Sinaloa que haya celeridad en las indagatorias a fin de que se esclarezca.

El exhorto se amplió a la Procuraduría General de Justicia de Tamaulipas, para que dé cuenta del asesinato de Héctor González Antonio, corresponsal de Excélsior en esta entidad, ocurrido el pasado martes.

El llamado contempla que las dependencias federales y estatales remitan información a la Comisión Permanente de los avances que presenten las investigaciones sobre ambos asesinatos.

Asimismo, el órgano colegiado se pronunció por el fortalecimiento de las instancias federales y locales responsables del despliegue de medidas de prevención y protección que requieran los periodistas para el ejercicio de su profesión.

“Exhorta al gobierno federal y a las 32 entidades federativas a que respeten, promuevan y protejan los derechos humanos y la integridad de los periodistas a fin de garantizar la libertad de expresión y el derecho a la información”, indicó el punto de acuerdo.

En tribuna, la senadora del PRD, Angélica de la Peña, destacó que en lo que va del 2000 a la fecha se ha asesinado a más de 136 periodistas en México, lo que, consideró, refleja “un Estado casi como si estuviéramos en guerra”.

La legisladora puntualizó que si a la circunstancia de violencia contra la prensa se le suman las desapariciones forzadas, asesinatos y persecuciones a defensores de derechos humanos y los señalamientos hechos por la CNDH en materia de desplazamiento forzado y ejecuciones extrajudiciales, “encontraremos que estamos ante una situación muy complicada para el país”.

“Este año, así como va, seguramente será el más violento de los últimos 21 años, estos meses del 2018 van a superar al 2017”, refirió la legisladora.

En su oportunidad, Diva Gastélum, senadora del PRI, dijo con respecto a Valdez Cárdenas, corresponsal de La Jornada y cofundador de Río Doce, que el periodista “puso sobre la mesa temas muy delicados que a alguien le molestó”.

“A la vuelta de un año hay un detenido que es el Koala (Heriberto Picos Barraza), y los datos que sabemos es que el móvil sí tuvo que ver con el trabajo periodístico que realizaba Javier, nosotros estamos muy animados que éste y otros crímenes a periodistas se esclarezcan”, dijo Diva Gastélum.