A un año del asesinato de la periodista Miroslava Breach Velducea, en Chihuahua, y a pesar de que las autoridades de este estado consideran que el caso está resuelto, el esclarecimiento de otras líneas de investigación no ha ocurrido, por lo que representantes de la familia de la reportera consideran que es una indagatoria “inacabada, imparcial y con muchas deficiencias”.

Así lo expuso en entrevista Sara Mendiola Landeros, directora del Centro de Investigación y Capacitación Propuesta Cívica, quien representa, luego de ocho meses de luchar por que la Fiscalía de Chihuahua les reconociera el carácter de víctimas y poder acceder al expediente, a los hermanos de la corresponsal de La Jornada.

“No puede ser una investigación ejemplar cuando desde un inicio la Fiscalía no reconoció los derechos mínimos de las víctimas, no puede ser ejemplar cuando se negó el acceso a lo que estaba haciendo, no puede ser ejemplar cuando la Fiscalía ciñó su investigación a tres personajes, cuando no se investigaron los funcionarios públicos para saber si tuvieron o no una responsabilidad”, dijo Mendiola.

Agregó: “Asombra el deseo tan desmedido de la Fiscalía de Chihuahua por que nadie tuviera acceso a lo que estaba haciendo, asombra”.

A la fecha, y de acuerdo con la versión oficial, Ramón Andrés Zavala Corral fue identificado como el asesino de Breach Velducea, y localizado muerto en los límites de Chihuahua y Sonora; Juan Carlos Moreno Ochoa el Larry fue detenido y considerado el autor intelectual, mientras que se giró una orden de aprehensión en contra de Wilbert Jasiel Vega Villa, quien sigue prófugo y es considerado copartícipe, y quienes presuntamente están vinculados con el cártel de los Salazar que opera en Chínipas.

Sin embargo, Mendiola Landeros rechaza la acusación de la autoría intelectual sobre Moreno Ochoa, a quien consideran “coautor del crimen” y mantener esta versión “es mutilar la investigación y dejar el caso impune”.

Insistió que se deben agotar otras líneas de investigación que tocan el factor político, con presencia en el expediente de funcionarios públicos vinculados al PAN y al PRI, así como otros servidores públicos que aparecen en la indagatoria y no se ha dado cauce a deslindar su probables responsabilidad en el asesinato.

Entonces es cuando genera suspicacia la tardanza de la Fiscalía de Chihuahua para reconocer a los familiares de Breach Velducea la calidad de víctimas indirectas, ya que al hacerlo “les negó su derecho de coadyuvar en la investigación, les negó el derecho de solicitar líneas de investigación”, expuso.

“Por eso nosotros hablamos de que se trata de una investigación inacabada, imparcial y una investigación que guarda muchas deficiencias en la etapa de investigación. La Fiscalía monopolizó la investigación, sólo ellos sabían lo que estaba haciendo y dejando de hacer, porque los familiares no tenían acceso”, dijo.

La negativa va más allá de los familiares. Aunque “tardíamente” la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Cometidos contra la Libertad de Expresión (Feadle) busca ejercer la atracción del caso, la Fiscalía de Chihuahua ha negado el expediente a la autoridad federal.

Mendiola Landeros explicó que en este caso debe solicitar audiencia ante un juez de control para que sea éste quien decida respecto de esta facultad de atracción, acción que ya promovió y “estamos en espera de que se realice la audiencia para que la Feadle exponga sus argumentos jurídicos, válidos, para atraer el caso y que el juez decida”.

“El ejercicio de la facultad de atracción de la Feadle fue muy tardía (...) lo hace hasta ahora, en marzo; ya demasiado tarde, pero aun así, que lograra la atracción beneficiaría mucho, por el hecho de que tendríamos la oportunidad de solicitarle que abra estas líneas de investigación hacia los funcionarios y políticos que la Fiscalía estatal se negó a investigar”, señaló Mendiola Landeros.

implementan operativo estatal

Buscan a estudiantes en Jalisco

En jalisco fue reportada la desaparición de estudiantes y para lo cual se montó un operativo del gobierno estatal.

Este jueves, cientos de personas se manifestaron en Guadalajara por la desaparición de tres estudiantes de cine. Según la denuncia, los tres jóvenes fueron interceptados por sujetos armados mientras regresaban de realizar una filmación en Tonalá.

Ayer mismo se reportó la desaparición de dos personas más.

El gobernador de Jalisco, Aristóteles Sandoval, argumentó que se trabajaba para tener información y encontrar a los cinco jóvenes universitarios.

En Twitter, más tarde, Sandoval informó que habían localizado a Susana Carolina Gutiérrez, y que se encontraba a salvo en las instalaciones de la Fiscalía estatal. “Continuamos (la) búsqueda de los otros cuatro estudiantes”, detalló el mandatario.

El gobierno dijo que se enfocaba en la localización de Javier Aceves, Daniel Díaz y Marco Ávalos de la Universidad de Medios Audiovisuales, así como a la reciente denuncia de la desaparición de César Ulises Arellano —y Susana, hallada ayer mismo—, de la Universidad de Guadalajara. (Redacción)