El expresidente de México Felipe Calderón anunció que donará la pensión que recibe por más de 200,000 pesos a la fundación Aquí Nadie se Rinde, que se ocupa de atender a niños y niñas con cáncer.

En lo personal, la he recibido (la pensión) porque nunca robé, ni tenía un ingreso distinto al de servidor público, y la necesitaba. Afortunadamente ahora he tenido la posibilidad de dar conferencias y realizar otras actividades que me generan ingreso. Yo espero que mi trabajo como conferencista me permita sostener a mi familia y así seguir apoyando a los niños y las niñas con cáncer a través de esta admirable institución , argumentó Calderón.

Mediante una carta dirigida a Laura Vidales Flores, directora de la fundación Aquí Nadie se Rinde, Calderón Hinojosa le informó: He decidido donar la pensión que me corresponde como exPresidente de México a la organización para los niños con cáncer .

Calderón -cuya esposa, Margarita Zavala, aspira a ser candidata del PAN a la Presidencia de la República en el 2018- recordó que todos los expresidentes de México reciben una pensión de retiro, y se trata de una medida, dijo, para que ningún exmandatario tenga que preocuparse de su futuro.

Sin embargo, mucha gente la considera injustificada, dada la terrible situación del país y de millones de familias , comentó.

Cabe destacar que, de acuerdo con el Presupuesto de Egresos de la Federación para el 2017, cada exmandatario del país tiene derecho a recibir, mensuales, 205,122.06 pesos brutos (aproximadamente, 144,000 pesos netos).

Sólo los expresidentes Ernesto Zedillo y Carlos Salinas de Gortari habían renunciado a ese derecho.

Los exmandatarios tienen también derecho a un seguro de gastos médicos y a tener en nómina del gobierno federal a asesores y personal para sus actividades.

Por ejemplo, Felipe Calderón tiene registrados a 19 colaboradores, quienes perciben salarios hasta por 95,355 pesos. Por su parte, Ernesto Zedillo tiene tres asesores a su servicio.

jmonroy@eleconomista.com.mx