El Instituto Nacional Electoral (INE) determinó que existen indicios de que el gobierno federal podría estar incurriendo en alguna ilegalidad al usar el nombre y la imagen del presidente en la entrega de beneficios de programas sociales, por lo que turnará la denuncia presentada por el PRD sobre ese asunto al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) para que emita un veredicto.

La presidenta de la Comisión de Quejas y Denuncias del INE, Claudia Zavala, informó que la instancia a su cargo dio entrada a la denuncia del PRD, analizó las pruebas aportadas y hasta la semana pasada trabajaba en la integración del expediente para consignarlo ante la autoridad judicial, que será la encargada de emitir una sentencia en ese caso particular.

Sin embargo, mientras el T­EPJF se pronuncia, la Comisión de Quejas del INE emitió medidas cautelares, con el fin de que el gobierno federal suspenda ese tipo de conductas, por lo menos en el tiempo en que se determina si hay alguna violación al marco legal vigente.

Analizan videos, documentación e indumentaria de Servidores de la Nación

De acuerdo con la queja presentada por el PRD, las acciones citadas violan el Artículo 134 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, mismo que prohíbe la propaganda personalizada en las acciones gubernamentales, donde el INE es el facultado para esa medida cautelar.

La funcionaria detalló que las pruebas aportadas por el PRD, consisten en videos en los que los Servidores de la Nación, que son los servidores públicos que se están encargando de levantar el censo para beneficiarios de programas sociales, así como de entregar los beneficios de los programas sociales, portaban indumentaria (chalecos, gorras y mochilas) que identificaban a Andrés Manuel López como quien entregaba los beneficios.

Explicó que, una vez que el INE notificó a la Secretaría de Bienestar que este asunto lo analizará el Poder Judicial, se determinó que debería suspender todos aquellos actos en los que se pudiera incurrir en abuso de la imagen y nombre del presidente.

En cuanto a la propaganda alojada en los sitios de Internet como Facebook, Twitter e Instagram, así como portales de Internet oficiales de diferentes servidores públicos denominados Servidores de la Nación, la comisión determinó declarar procedente la medida cautelar y ordenó el retiro de las publicaciones denunciadas en un plazo no mayor a 12 horas, así como abstenerse de realizar publicaciones de similar naturaleza.

La comisión determinó que será la Secretaría de Bienestar y el coordinador general de Programas Integrales de Desarrollo, Gabriel García Hernández, los que informen de manera inmediata dicha resolución a los servidores públicos en un plazo no mayor a 48 horas.

También determinó que, en un plazo que no podrá exceder 48 horas, los delegados y subdelegados estatales, coordinadores y subcoordinadores regionales de Programas para el Desarrollo informarán de inmediato dicha determinación.

La funcionaria destacó que el INE actúa ante quejas, en éste caso la presentada por el PRD, que se resolverán cuando la Unidad Técnica de lo Contencioso del INE termine de sustanciar o de hacerse de todas las pruebas con todas las personas con que tengan contacto de cómo se entregan los programas sociales. Una vez que esté integrado el expediente, se lo mandarán a la Sala Regional Especializada del TEPJF, la que tendrá entre 48 y 72 horas para poder emitir la recolección.

Una vez que se terminen de desahogar las pruebas, se pondrán a disposición del Tribunal para que emita su resolución, la cual se conocerá antes de que empiecen los próximos procesos electorales, en los que los ciudadanos y los actores involucrados contarán con reglas mejor definidas y mucho más equilibradas, al menos en lo relacionado con el uso de la imagen y el nombre del presidente.

gabriela.estrada@eleconomista.mx