La jefa de Gobierno de Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, anunció este viernes que la capital del país continuará en semáforo epidemiológico rojo debido al aumento en las hospitalizaciones por Covid-19.

A partir de la próxima semana, se incorporará a papelerías, comercios de artículos de cocina, ópticas y tiendas de acabados para la construcción en la lista de giros esenciales durante el semáforo rojo.

Se incorporan los autocinemas entre las actividades al aire libre que están permitidas, desde la semana pasada también se permiten los gimnasios o actividades deportivas al aire libre y los restaurantes en espacios abiertos o terrazas.

En su conferencia del jueves, la Secretaría de Salud reportó 1,803 nuevas muertes por Covid-19, una cifra récord para un día desde que inició la pandemia en México, con lo que el número total de fallecimientos se elevó a 146,174.

Los hospitales de la Ciudad de México se encuentran cerca de su límite de capacidad, con el 89% de las camas generales ocupadas y 7,379 personas hospitalizadas por Covid-19, según cifras de la Secretaría de Salud federal.

Además de la ampliación hospitalaria, en coordinación con el gobierno, seguimos atendiendo la emergencia con: Atención especializada por Covid-19 en casa y los 26 módulos de atención respiratoria (MARSS) en Centros de Salud del IMSS", escribió la jefa de gobierno capitalina en sus redes sociales.

El gobierno de la Ciudad de México informó que se está trabajando con los comercios y tiendas departamentales para que puedan iniciar actividades de manera tentativa el primero de febrero con: aforo al 20%, acceso restringido a una persona por familia, pruebas Covid-19 semanales a vendedores de piso, implementación obligatoria de código QR para clientes y empleados, además de establecer un mecanismos para la venta en ínea y que se puedan recoger en los respectivos estacionamientos.

Además de que se mantienen mesas de trabajo con los comercios del Centro Histórico sobre un plan gradual de apertura.