Alfonso Ramírez Cuéllar, presidente de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la Cámara de Diputados indicó que la baja en la tasa de interés del Banco de México (Banxico) se complementa con disposición de unos 480,000 millones de pesos en materia crediticia que el gobierno dispuso a través de la banca de desarrollo por lo que es de celebrarse. 

“Esta disminución de la tasa por parte del Banco de México ayuda también a estimular la demanda para conseguir esos créditos e invertirlos en actividad productiva (…) es muy saludable la decisión del Banco de México quizá en los próximos semanas, meses, pues quizá pudiéramos ver incluso otra reducción”, dijo.

Por otra parte, el diputado de Morena reiteró que en el Presupuesto de Egresos de la Federación para el 2020 no se aplicará impuesto nuevo alguno ni se aumentarán en términos reales los ya existentes. 

“No hay absolutamente ningún impuesto, no hay tampoco movimiento de tasas hacia arriba en el IVA (Impuesto al Valor Agregado) ni del Impuesto Sobre la Renta (ISR). 

“Lo que estamos buscando es que frente a una emergencia sanitaria, frente a un problema de salud pública muy grave, frente a una crisis de enfermedades crónicas no transmisibles como diabetes, cáncer, tenemos que enfrentarlas con mayores niveles de gasto, por lo tanto pensamos que todo esto que debe salir de los cigarros, de las bebidas azucaradas; deben ir dirigidos sin ningún pretexto a los servicios de salud”, dijo.

Asimismo, el legislador apuntó que el sistema de salud no “resiste” ya ninguna reducción en su presupuesto, sino por lo contrario necesita un aumento en sus recursos, en el entendido que desde el 2017 el presupuesto del sector ha ido a la baja.