Con una inversión de 70 millones de dólares y la fusión de las empresas Iresa, Basal y Ecofrío, nace Qualianz, con miras a posicionarse como uno de los principales competidores en la escena del mercado de la cadena de suministro de productos perecederos en frío.

Mario Coronado, uno de los fundadores de Olmo Capital, el fondo encargado de materializar la fusión de estas tres empresas, se convirtió en CEO de Qualianz, empresa con la que, aseguró, se dará continuidad a  todos sus clientes y se buscará solucionar el problema de la fragmentación y la falta de capacidad que padece este mercado.

La idea nació en el 2015, con la fundación de Olmo Capital. Ese mismo año adquirieron Iresa, empresa pionera en el ramo de la cadena de suministro de productos perecederos en frío con más de 50 años de experiencia.

La compra más reciente para la conformación de Qualianz fue Ecofrío en el Estado de México.

El nombre Qualianz, según comentó Coronado, es totalmente intencional, para llamar así a esta fusión que representa una alianza con un elevado compromiso con la excelencia en el servicio.

Actualmente Qualianz cuenta con 28 puntos de almacenaje en frío en los principales centros de consumo y distribución del país.

La planta de BMW Group en San Luis Potosí iniciará a fines de este mes un paro que tenían programado y se extenderá hasta el 19 de abril inicialmente, refirió la empresa.

Detalló que ante la contingencia sanitaria global ha implementado acciones preventivas para proteger la salud y seguridad de sus colaboradores, socios y visitantes, tales como cancelar hasta nuevo aviso los viajes internacionales de negocios e implementar trabajo remoto, entre otras.

También la japonesa Nissan anunció que suspenderá su producción entre el 25 de marzo y el 14 de abril en sus instalaciones de fabricación en México, a fin de contribuir a la contención de la propagación del Covid-19.

La empresa precisó que actualmente, no hay casos confirmados de Covid-19 en ninguna instalación de Nissan.

En tanto, Volkswagen informó que decidió parar operaciones de manufactura en sus plantas de Puebla y Guanajuato, del 30 de marzo al 30 de abril.

Con respecto al paro técnico programado del segmento 3, donde se produce el Golf y que se estableció del 2 al 24 de marzo, frente a las condiciones a nivel mundial relacionadas con Covid-19, y ajustando la producción a la demanda actual del mercado, continuará sin operar lo que resta de la semana entrante.

La aerolínea Interjet suspenderá temporalmente sus rutas internacionales a partir del 24 de marzo, derivado del cierre de fronteras y restricciones al tránsito aéreo en algunos países, como una medida para evitar la propagación del coronavirus.

Interjet añadió que continuará operando vuelos nacionales durante la contingencia.

También Aeroméxico suspendió sus vuelos a varios destinos de América, Asia y Europa derivado del cierre de fronteras.

En un comunicado, explicó que si bien seguirá viajando a ciudades de Europa y Estados Unidos decidió reducir la frecuencia de sus vuelos. El ajuste en las operaciones también afectó a sus rutas domésticas.

El vuelo que sale de la Ciudad de México hacia Seúl fue suspendido hasta el 7 de abril y hacia Tokio fue reducido a tres o cuatro frecuencias semanales hasta fines de mayo. Hacia Montreal, Aeroméxico redujo sus vuelos y a Toronto y Vancouver suspendió operaciones hasta fines de abril.

Hacia Latinoamérica y El Caribe, la aerolínea mexicana suspendió todos sus vuelos hasta fines de abril y hacia Estados Unidos redujo sus frecuencias. Además, ajustó sus trayectos internos y suspendió algunos.

El jueves de la semana pasada, Grupo Aeroméxico anunció que puso en tierra 40 aviones y que la cifra “probablemente aumentaría en los siguientes días”.

Tras los anuncios, S&P bajó la calificación de la compañía a “B+” desde “BB-”, por la menor demanda de viajes derivada del impacto del coronavirus, un brote surgido en China a fines del año pasado y que ha dejado 254,000 personas infectadas y 10,451 fallecidos alrededor del mundo.