La Policía Federal fue creada mediante la Ley de la Policía Federal que expidió el presidente Felipe Calderón el 1 de junio del 2009. De acuerdo con ella, sus objetivos son: “Salvaguardar la vida, la integridad, la seguridad y los derechos de las personas, así como preservar las libertades, el orden y la paz públicos; aplicar y operar la política de seguridad pública en materia de prevención y combate de delitos; prevenir la comisión de los delitos, e investigar la comisión de delitos...”.

Si examinamos las estadísticas resulta más que evidente que la Policía Federal nunca cumplió con sus objetivos porque las tasas delincuenciales están en niveles escandalosos.

De acuerdo con el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), en el periodo 2009-2018 se cometieron 207,116 homicidios, 80% de ellos “por el control territorial del mercado de drogas”, según el director de la organización Semáforo Delictivo, Santiago Roel.

El Inegi reporta que, para el periodo 2008-2017, las tasas de homicidio por cada 100,000 habitantes fueron:

2008: 12.60

2009: 17.50

2010: 22.54

2011: 23.52

2012: 22.18

2013: 19.48

2014: 16.71

2015: 17.16

2016: 20.09

2017: 25.97

La Organización Mundial de la Salud define que existe una epidemia de homicidios cuando la tasa de este delito es mayor de 10. De acuerdo a esta definición, México padece tal epidemia desde 1931, que fue el primer año en que se contabilizaron los homicidios. La tasa récord de 67.04 se estableció en 1940 cuando gobernaba Lázaro Cárdenas. Los únicos años en que la tasa se mantuvo por debajo de 10 fueron del 2003 a 2007, es decir, los últimos cuatro años del sexenio de Vicente Fox más el primer año del gobierno de Felipe Calderón.

Nuestro país ha sido siempre muy violento, pero hasta hace pocos años los medios de comunicación no difundían lo que sucedía. Desde que el gobierno dejó de ejercer un control férreo sobre ellos, en el 2000, y con la aparición de las redes sociales, los mexicanos nos enteramos de una situación que nuestros ancestros intuían, pero desconocían.

En lo que a los delitos perpetrados desde la creación de la PF se refiere, las cosas tampoco han marchado bien.

En el periodo 2010-2017, las tasas de incidencia delictiva publicadas por el Inegi, que incluyen todos los delitos perpetrados, indican que entre tres y cuatro de cada 10 habitantes fuimos víctimas de delincuencia. Las tasas por cada 100,000 habitantes para cada año fueron:

2010: 30,535

2011: 29,200

2012: 35,139

2013: 41,563

2014: 41,655

2015: 35,497

2016: 37,017

2017: 39,369

Ahora bien, estas cifras no muestran la realidad porque 93.2% de los delitos no se denuncia, según la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública 2018, realizada por el Inegi. ¿Quieres saber las tasas reales? Te invito a que uses tus habilidades matemáticas para calcularlas.

El presidente Andrés Manuel López Obrador afirma que la Guardia Nacional sí funcionará, a diferencia de la inútil Policía Federal.

Esperemos que así sea

Mientras tanto, tan sólo 810 de los 37,000 policías federales realizan un paro y bloquean calles y carreteras dizque para proteger sus derechos, pero en realidad para crearle más problemas al gobierno de Andrés Manuel.

Facebook: Eduardo J Ruiz-Healy Instagram: ruizhealy Sitio: ruizhealytimes.com

Eduardo Ruiz-Healy

Periodista y productor

Columna invitada

Opinador, columnista, conferencista, media trainer, 35 años de experiencia en medios de comunicación, microempresario.