El petróleo subió aproximadamente 2 dólares por barril a su máximo desde marzo, luego de que una tercera vacuna prometedora contra el coronavirus alentó la esperanza de una recuperación de la demanda de combustible y el presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, comenzó su transición a la Casa Blanca.

El crudo referencial internacional Brent ganó el martes 1.82 dólares, o 3.95%, a 47.88 dólares por barril, mientras que el crudo West Texas Intermediate en Estados Unidos (WTI) avanzó 1.91 dólares, o 4.44%, a 44.97 dólares el barril. Ambos contratos tocaron sus máximos desde el 6 de marzo.

La mezcla mexicana de exportación ganó 3.85% o 1.58 dólares a 42.65 dólares el barril.

AstraZeneca dijo el lunes que su vacuna contra el Covid-19 tuvo una eficacia del 70% en las pruebas y que podría mejorar hasta el 90%, aportando un tercer tratamiento en la lucha contra la pandemia. El anuncio se conoció tras los positivos resultados de Pfizer/BioNTech y Moderna.

“La posibilidad de tener una vacuna el próximo año aumenta las probabilidades de que veamos el retorno de la demanda en el 2021”, dijo Phil Flynn, analista senior del Price Futures Group.

El precio del Brent es el máximo desde la guerra de precios entre Arabia Saudita y Rusia cuando la demanda estaba empezando a hundirse por la pandemia en marzo.

El crudo y los mercados financieros en general encontraron también respaldo después de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dio permiso el lunes para que los funcionarios pongan en marcha una transición al gobierno de Joe Biden. La temprana selección de Biden de los principales asesores ayudó a impulsar las acciones, que el petróleo suele seguir.“Las elecciones de gabinete del presidente electo Biden, en particular el puesto de secretaria del Tesoro de Janet Yellen, suman al impulso alcista en una amplia gama de activos”, dijo Jim Ritterbusch, de Ritterbusch and Associates.

Suben inventarios

Los inventarios de petróleo y gasolina de Estados Unidos aumentaron en la semana más reciente, mientras que los de destilados cayeron, mostraron el martes datos del grupo industrial Instituto Americano del Petróleo (API).

Los inventarios de crudo aumentaron en 3.8 millones de barriles en la semana terminada el 20 de noviembre a 490 millones de barriles, en comparación con las expectativas de analistas de una subida de 127,000 barriles. Las existencias de crudo en el centro de entrega en Cushing, Oklahoma, cayeron 1.4 millones de barriles, dijo API.

Las importaciones de crudo de Estados Unidos aumentaron en 237,000 bpd, mostraron los datos. Los futuros de crudo en EU recortaron levemente sus ganancias tras los datos de API.

Petroleras al alza

El martes fue otro gran día para las petroleras internacionales que cotizan en Bolsa. La que más ganó fue la británica British Petroleum, cuyas acciones subieron 8.42%, seguida de la brasileña Petrobras que ganó 6.95 por ciento.

Exxon Mobil ganó 6.66%, mientras que la la francesa Total reportó un incremento de 5.66 por ciento.