Los futuros del trigo en Chicago subieron casi 2% el lunes, debido a cultivos dañados por el clima en importantes áreas de producción del mundo, mientras que el maíz y la soya se fortalecieron por las condiciones húmedas en el medio oeste de Estados Unidos.

El optimismo de que las conversaciones comerciales entre Estados Unidos y China avancen también apuntaló los mercados. Los dos líderes de los países se reunirán esta semana en la Cumbre del G20 en Japón.

Gran parte de la atención del mercado está en el clima.

Una ola de calor en Europa, la sequía en Canadá y una humedad excesiva en las áreas de producción de trigo de invierno en Estados Unidos han aumentado el riesgo de pérdidas de rendimiento y han moderado las recientes expectativas de una oferta mundial abundante.

El trigo de invierno rojo suave para septiembre en Chicago subió 11.75 centavos, a 5.425 dólares por bushel, mientras que el trigo de invierno rojo duro para septiembre ganó 13 centavos, a 4.775 dólares por bushel.

La siembra y el desarrollo de cultivos de maíz y soya en Estados Unidos han sido menores a lo normal por un exceso de lluvias en primavera. Los precios han sido apoyados por el retraso en la siembra y el temor a que la humedad afecte los rendimientos.

El maíz para julio en Chicago subió 4.5 centavos, a 4.4675 dólares por bushel, y la soya para julio ganó 6.25 centavos, a 9.09 dólares por bushel.

Los mercados de granos están esperando las estimaciones revisadas de superficie de cultivos del USDA, que se publicarán el viernes.