Durante el 2017 se colocaron 15 Certificados de Capital de Desarrollo (CKD) en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), que en conjunto sumaron cerca de 10,500 millones de pesos de financiamiento.

El monto recabado fue 23.5% mayor ante lo reportado en todo el 2016, cuando se llevaron a cabo 13 emisiones por un monto de 8,483 millones de pesos, de acuerdo con información del centro bursátil.

De todas las emisiones de este año, dos correspondieron a reaperturas. Mientras que las empresas que colocaron el instrumento financiero operan en los sectores de energía, bienes raíces y capital privado, principalmente.

“Creemos que fue un año muy positivo, nada que ver con el que vislumbrábamos a inicios de este 2017”, dijo el director general adjunto de Emisoras e Información de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), José Manuel Allende al hacer un balance de las colocaciones realizadas en el centro bursátil.

Añadió que el mercado de los certificados de capital de desarrollo fue muy activo en el sector de bienes raíces, en el que además se presentaron nuevas ofertas en el negocio de vivienda en renta. Mientras que en el sector de energía la demanda de financiamiento fue para proyectos eólicos y solares.

“La apuesta es que muchos de estos proyectos o empresas eventualmente en los siguientes años maduren y regresen al mercado a realizar una Oferta Pública Inicial (OPI)”, considera José Manuel Allende.

Desde el 2009, año cuando surgió el instrumento financiero, se han recabado alrededor de 153,000 millones de pesos, de dicha cantidad 105,187 millones correspondieron a emisiones iniciales y los restantes 46,897 millones de pesos a llamadas de capital, cuando las emisoras regresan por más recursos hasta agotar todo el capital colocado.

casi 400 proyectos financiados

Actualmente los emisores han destinado los recursos en 382 proyectos o empresas que significan 90,000 millones de pesos de inversión, de acuerdo con información de la BMV.

El 2015 fue récord en la emisión de CKD. Se colocaron 22, por un total de 17,842 millones de pesos. Mientras que en todo el año pasado se registraron 13 emisiones por un monto de 8,483 millones de pesos.

Entre los emisores de CKD en este 2017 están Alignmex con una oferta de 400 millones de pesos; México Infrastructure Partners II con 1,113 millones; Administradora Thermion con 661; Riverstone con 1,600 millones.

Además de las colocaciones registradas durante este mes de Northgate Capital México por 266 millones y la de Vector Empresas por 400 millones.

Los CKD son instrumentos financieros de largo plazo destinados a financiar proyectos, principalmente en sectores como el de la infraestructura, inmobiliarios, minería, así como en empresas y desarrollo de tecnología.

Afores, principales inversionistas

Las administradoras de fondos para el retiro (afores), con más de 3 billones de pesos bajo custodia, son los principales inversionistas institucionales de México que destinan los recursos que tienen bajo custodia a invertir en este tipo de instrumentos.

La Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro informa que las afores han invertido en 75 CKD y un Certificado de Proyectos de Inversión (Cerpi), destinando 149,835 millones de pesos al mes de noviembre. Adicionalmente tienen la capacidad para invertir 309,595 millones de pesos en instrumentos estructurados (CKD y Cerpi).