La organización internacional Unitaid financiará la introducción en Brasil y Sudáfrica de un innovador tratamiento preventivo para el VIH, un tratamiento inyectable de larga duración, indicó la agencia este viernes.

"Hoy, la agencia Unitaid anuncia un acuerdo para empezar a utilizar en Sudáfrica y en Brasil una inyección que durante ocho semanas protegerá a los usuarios del VIH", declaró un portavoz de Unitaid en Ginebra, Hervé Verhoosel.

Este programa, explicó, está destinado a un público muy particular: "las adolescentes y mujeres jóvenes en Sudáfrica, dado que son actualmente las primeras afectadas por el VIH, y las personas transgénero y los hombres que mantienen relaciones sexuales con hombres en Brasil, que también son segmentos de la población muy afectados".

En un comunicado, Unitaid explica que esta versión inyectable de la profilaxis pre-exposición (PrEP) -también llamada cabotegravir de acción prolongada-, es la última innovación en materia de prevención del VIH.

"Estados Unidos e Inglaterra acaban de aprobar este sistema, aunque aún no se encuentra disponible", precisó Verhoosel.

Este tratamiento ha demostrado ser entre un 70 y un 90% más eficaz que la toma oral cotidiana de PrEP en la reducción del riesgo de infección de VIH y solo requiere seis inyecciones al año, según la organización.

En asociación con Fiocruz en Brasil y Wits RHI en Sudáfrica, así como con las autoridades sanitarias de ambos países, Unitaid incluirá eventualmente este tipo de tratamiento en los programas nacionales de salud sexual.

Las primeras dosis han sido donadas por empresas farmacéuticas, indicó Verhoosel.

La agencia ha pedido a los laboratorios que adapten sus precios a los países con bajos ingresos y que, a largo plazo, permitan la fabricación de genéricos.