Las aplicaciones que ofrecen préstamos y créditos exprés sin mayores requisitos pueden convertirse en una salida fácil para sus problemas económicos, sin embargo también pueden ser su peor pesadilla, ya que actualmente los casos de fraudes realizados por medio de estas apps han ido en aumento.

Desde no realizar el depósito del supuesto crédito contratado hasta amenazas por falta de pago, son algunas de las experiencias que han tenido algunas personas al recurrir a estas opciones, además de que sus datos personales también corren riesgo, de acuerdo con la plataforma Verificado.

“Luego de hacer una revisión, Verificado encontró que varias aplicaciones de préstamos ‘rápidos y fáciles’ como Te Presto, In Cash o OKrédito pueden solicitar accesos a la cámara del celular, contactos, ubicación o almacenamiento, lo cual muchas veces es desconocido por usuarios y abre oportunidades para quienes están detrás de la app para obtener fotografías o datos de manera irregular y posteriormente extorsionar o amedrentar”, advirtió.

Amenazas constantes

En este sentido, Verificado destacó el caso de una persona residente del estado de Nuevo León, la cual obtuvo un préstamo de 1,500 pesos y en el que, a pesar de dar un anticipo de su deuda comenzó a recibir amenazas de la supuesta entidad para acusarlo de ladrón, al igual que sus contactos, esto por aceptar la consulta de los contactos telefónicos que la aplicación solicita previo a su descarga.

Como ese caso, muchas personas también han tenido la misma experiencia luego de obtener un préstamo en tan poco tiempo.

“(...) Aunque algunos usuarios han denunciado ya las malas experiencias y acceso irregular a sus datos en estas aplicaciones, son decenas las cantidades de descargas que se realizan diariamente en estas apps que aseguran prestar dinero en menos de 10 minutos”, agregó la plataforma Verificado.

Alertas en Condusef

Por su parte, Jesús Chávez Ugalde, director de Análisis y Estadísticas de Servicios y Productos Financieros de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) mencionó a Verificado que este tipo de aplicaciones han encendido las alertas debido al aumento de casos, sin embargo agregó que no pueden actuar de forma directa dado que dichas “empresas” no se encuentran constituidas legalmente.

“Este tipo de apps o páginas apócrifas vía Internet o también correos electrónicos donde te solicitan información se ha convertido en un problema. Este tipo de herramienta en algunos casos no tiene otra finalidad que sacarte información para poder robar tus ahorros, dinero, hacer una transferencia electrónica no reconocida o hacerte un cargo vía Internet no reconocido, es decir van a sacarte la información”, alertó el funcionario.

Explicó que hay otras aplicaciones que trabajan de diferente manera, “también te van a sacar la información pero te van a ofrecer un crédito con características increíblemente sencillas, pero en el cual te solicitan cierta cantidad antes de otorgártelo”.

Entre las recomendaciones que el directivo realizó destaca el consultar el Sistema de Registro de Prestadores de Servicios Financieros (SIPRES) para cerciorarse sobre el status de la compañía digital o empresa que ofrece el préstamo, de esta forma, podrá asegurarse que no se trata de un fraude.

finanzas.personales@eleconomista.mx