Puebla.- Las fábricas textiles del país, incluidas las de Puebla, tendrán que registrarse en un nuevo padrón de importadores a partir de 2015, con el objetivo de garantizar que no se introduzcan telas subvaluadas en perjuicio del sector nacional.

Así lo dio a conocer el presidente de la Cámara de la Industria Textil Puebla-Tlaxcala (Citex), José Miguel Brito García Teruel, quien aclaró que ya se contaba con un padrón, pero con el nuevo se busca tener un filtro más riguroso, el cual implica hacer auditorías a todas las importadoras.

Explicó que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) estableció un mayor control con base a tomar precios de referencia de las mercancías que sean traídas de otros países.

Lo anterior, recordó, porque mediante un estudio se detectó que había quienes importaban el metro de tela en un peso, y con ese costo pagaban sus impuestos, lo cual ni era costeable la transportación del contenedor .

García Teruel dijo que ahora las cámaras textil y del vestido vigilarán que haya un precio real, es decir, si el metro del costo de tela o el gramo de fibra está valuado en 10 pesos, conforme al mercado internacional, entonces será la referencia para la comercialización de esas materias primas .

Sin embargo, puntualizó, en caso de ofertarse por debajo de ese precio, la SHCP retendrá el 20%, con el propósito de que el introductor demuestre que es verdadero y una vez garantizado, se procederá con la reintegración.

Mencionó que las materias primas asiáticas son las que afectaban a las industrias textiles y del vestido, situación que habrá de mermarse, aunque no prevé que se termine rápido con el contrabando.

miguel.hernandez@eleconomista.mx