En esta contingencia sanitaria por Covid-19, uno de los sectores productivos que se ha visto afectado brutalmente por el paro de actividades es el de las peluquerías y los salones de belleza.

En México existen más de 80,000 negocios de este tipo que generan 200,000 empleos, los cuales tuvieron que cerrar al ser considerados como actividades no esenciales; como consecuencia, se vieron obligados a bajar su actividad y sus ingresos se han reducido a cero, pero en la mayoría de los casos, sus gastos fijos siguen vigentes, según datos de L’Oréal México.

Ante ello, aproximadamente 100,000 negocios y cerca de 300,000 familias mexicanas han sido impactadas en su economía directamente a causa de la contingencia.

Ante ese contexto, L’Oréal México, cuyo presidente y director general es Kenneth Campbell, ha puesto en marcha la iniciativa Belleza Amiga, Dale una Mano a tu Estilista para que las personas adquieran cupones para canjearlos por productos o servicios en su salón de belleza preferido y la empresa entregará un cupón extra que podrá ser canjeado en cuanto se reactiven las actividades, lo cual ayudaría a estos pequeños negocios.

Actualmente, se estima que 80% de los salones de belleza es dirigido por mujeres jefas de familia, y los salones de belleza y peluquerías reciben cerca de 80 millones de clientes al año.

Una mujer asiste en promedio una vez cada dos meses a los salones de estilistas y belleza, los cuales facturan 2,600 millones de pesos anualmente, por lo que la solidaridad de clientes, Iniciativa Privada y gobierno para el sector en esta contingencia sanitaria es indispensable.

estados@eleconomista.mx