Para este año, la Secretaría de Desarrollo Agropecuario (Sedea) en conjunto con la Comisión Nacional Forestal (Conafor) destinará 20 millones de pesos para el combate y prevención de incendios forestales en el estado.

El titular de la Sedea, Manuel Valdés Rodríguez, expuso que derivado de la generación de material seco en la zona montañosa este año existe un mayor riesgo para la generación de incendios. De momento se han registrado dos, los cuales ya fueron sofocados.

Hemos arrancado el operativo de control de incendios forestales, hasta el momento llevamos dos eventos en la sierra. Con las lluvias del año pasado tenemos bastante crecimiento vegetal que ahora genera material seco y, por ende, material combustible , refirió.

Manuel Valdés agregó que se cuenta con seis brigadas rurales atentas a cualquier emergencia o situación que se presente.

En el caso de los siniestros del pasado fin de semana, el titular de la Sedea explicó que resultaron afectadas cerca de 17 hectáreas en Pinal de Amoles y Peñamiller.

De acuerdo con información de la dependencia, el año pasado los daños por incendios se reportaron en 200 hectáreas; sin embargo, las circunstancias eran distintas.

No había tanto material combustible. Actualmente es la zona de la Sierra Gorda y el municipio de Amealco donde se presentan más este tipo de eventos , expuso.