A fin de concientizar sobre el medio ambiente, autoridades del Salón de la Piel y el Calzado (Sapica) explicaron la nueva visión que se planea implementar en esta industria, dirigida a la economía circular, la cual se centra en el uso de energías renovables, eficiencia energética y gestión eficiente y responsable del manejo de recursos.

Durante la presentación de la edición 82 de Sapica, a realizarse del 3 al 6 de marzo en León, Guanajuato, Raúl Hörner Luna, presidente de la feria iternacional del calzado y artículos de piel más importante en Latinoamérica y la segunda en el continente americano, explicó que a pesar de la incertidumbre que prevaleció tanto en la industria como en el país, el evento está vigente ante las necesidades de compradores y sociedad civil; a su vez, el sector se encuentra en busca de oportunidades de nuevos mercados.

En conferencia de prensa, Mireille Acquart, analista planeadora de la moda sustentable, dio a conocer la visión corporativa de la cuarta revolución industrial dentro de la industria, en donde destacan los cambios de modelos de producción, consumo y distribución, desde un modelo lineal hacia una economía circular, la cual se centra en tres ejes fundamentales: uso de energías renovables, eficiencia energética y gestión responsable de los recursos empleados.

Asimismo, dijo, entre los objetivos establecidos que se implementarán en la agenda 2020-2030 de la industria del calzado destacan la descarbonización, gentrificación climática, fin al consumo masivo, hiperconectividad y marketing sostenible.

Oportunidad para México

El diseñador del Trend Studio Sapica, Javier Piña Debido, comentó que debido a la paralización industrial y comercial a la que se enfrenta China, ocasionada por el coronavirus, el país asiático pasa por una situación difícil no sólo en temas de salud sino en temas de negocios, como las complicaciones que han enfrentado en cuestiones de exportación.

Puntualizó que esta situación podría jugar a favor de México, ya que el mercado nacional detonaría al máximo potencial las cualidades de los productos locales, tales como la identidad, el confort y diseño de los mismos y a su vez se obtendría una respuesta positiva por parte de los compradores internacionales, así como un repunte a la economía.

En entrevista para El Economista, Mireille Acquart mencionó que México debe apostar por el mercado nacional y productos locales, con el fin de incentivar la interconectividad de diferentes sectores del país.

"Hace falta que los inversionistas abran sus áreas de conocimiento, así como que la entidad tenga un directivo de sostenibilidad que permita intercomunicar diseño, proceso logística, comercialización, para entonces sí incorporar una cadena de valor sostenible”, dijo.

En tanto, la secretaria de Turismo de Guanajuato, María Teresa Matamoros, puntualizó que Sapica es uno de los eventos que tiene alto impacto en la economía de la entidad, ya que reciben a cerca de 85,000 visitantes en los días de la feria.

“Definitivamente, Sapica es una gran ejemplo de las cosas que salen bien en Guanajuato, en Guanajuato somos muy buenos para hacer eventos de alto calibre, en Guanajuato siempre hay algo sucediendo”, añadió.

[email protected]