La aduana de Dos Bocas, Tabasco, fue la que registró el mayor dinamismo exportador durante la administración federal pasada.

A este puerto le siguieron Guadalajara, Jalisco (modo de transporte aéreo), Nuevo Laredo, Tamaulipas (carretero), y Piedras Negras, Coahuila (ferroviario).

Las exportaciones por modo aéreo registraron el mayor crecimiento durante el periodo 2013-2018, con 36.9%, mientras que el marítimo descendió 1.2 por ciento.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, las ventas al exterior totales ascendieron a 450,572 millones de dólares durante el año pasado. Por vía de transporte, 61.2% correspondió a carretera; 20.6% a marítima; 13.4% a ferroviaria; 4.6% a aérea, y 0.3% a otros modos.

Kristobal Meléndez Aguilar, analista del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), indicó que el aumento de las exportaciones es una señal positiva de que se está teniendo más posicionamiento en el mercado internacional y que los diversos tratados de libre comercio están dando frutos.

“Las entidades federativas están vendiendo a otros países, se aprovechan de que México tiene el mejor escenario de tratados de libre comercio. Esto beneficia en que se generan empleos y a los estados los beneficia para la recaudación de impuestos”, señaló.

Meléndez Aguilar explicó que las exportaciones vía aérea aumentaron porque creció de manera importante el comercio electrónico, específicamente ventas por Internet, “para poder hacer llegar los objetos comprados se elige el transporte por aire, ya que es la manera de distribución más rápida. Guadalajara es una ciudad que se está enfocando en la manufactura electrónica, computación y desarrollo de aparatos tecnológicos”.

Agregó que la caída en ventas al exterior por mar en el sexenio pasado fue por los bajos precios del petróleo y de los minerales.

“Por vía marítima se trasladan grandes toneladas de carga, este método es elegido cuando hay que atravesar largas distancias. Los estados del país por lo general exportan a países como Asia y Europa; sin embargo, por el precio del petróleo y de los minerales, desde sal hasta de alto valor, o que se esté dejando de consumir combustible, este dinamismo ha cambiado”, refirió.

José Luis de la Cruz Gallegos, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico, expuso que el transporte aéreo es el más caro, “pero lo más seguro es que algunas entidades están ofreciendo incentivos para que se utilice este medio”.

Enunció que el menor ritmo del transporte marítimo deriva de la necesidad de que las aduanas modernicen sus puertos y así abastezcan las demandas actuales.

“Tenemos el caso de Veracruz, su caída puede ser por los precios del petróleo y también porque se necesita una modernización para poder recibir otro tipo de contenidos”, sostuvo.

El analista del CIEP destacó que las exportaciones de las aduanas vía carretera no presentaron disminuciones porque el año pasado se dio mejor y mayor comunicación con Estados Unidos, “por ello los productos agropecuarios, así como los de la industria automotriz tuvieron mayor demanda”.

“Algunos estados que se encuentran alejados de Estados Unidos tienen menor poder de competencia en exportaciones vía carretera, esto es por la ubicación geográfica, y por el precio de la gasolina también se les hizo menos viable”, dijo.

Empuje del Bajío

Las aduanas que exhibieron los mayores aumentos en exportaciones por modo carretero durante el sexenio de Enrique Peña Nieto fueron Nuevo Laredo (49.8%); Colombia, Nuevo León (36.1%), y Ciudad Reynosa, Tamaulipas (23.9 por ciento).

Jorge Alberto Pérez Cruz, investigador de la Universidad Autónoma de Tamaulipas, manifestó que Nuevo Laredo presentó un desempeño eficaz por el desarrollo de la industria automotriz en el Bajío.

Esta zona, añadió, es un cerco de desarrollo industrial, por lo mismo Guanajuato, Querétaro, Aguascalientes y San Luis Potosí transportan sus mercancías hacia Estados Unidos por medio de Nuevo Laredo.

“El sector automotriz ha tenido una importante dinámica en los últimos años, tanto en vehículos como en autopartes, y Nuevo Laredo es la vía por la que sus productos acceden a la Unión Americana; todo esto que llega a Tamaulipas va y sube por Dallas hasta Detroit, toda esta conectividad básicamente ha hecho más dinámico este sector”, destacó.

En modo marítimo, las aduanas con mayor aumento en las ventas al exterior entre el 2013 y el 2018 fueron Dos Bocas (179.0%), mientras los únicos descensos se mostraron en Coatzacoalcos, Veracruz (50.5%), y Ciudad del Carmen, Campeche, (65.6 por ciento).

El presidente del Colegio de Economistas de Tabasco, Gildardo López Baños, atribuyó que las exportaciones en Dos Bocas incrementaron principalmente por una recuperación del sector petrolero, la actividad económica más importante de la entidad.

“En Tabasco tenemos una economía petrolera y también ejemplifica que las relaciones comerciales con otros países son fundamentales”, expresó.

Sostuvo que también el estado cuenta con exportación agropecuaria, como de plátanos y cacao. “Sin embargo, se debe apoyar más el contenido de productos agrícolas de valor agregado para que se pueda diversificar la economía”.

Jorge Antonio Acosta Cázares, académico de la Universidad Veracruzana, aseveró que las exportaciones marítimas descendieron en Coatzacoalcos porque se necesita modernizar el puerto, “el cual necesita diversificar sus espacios y no solamente exportar determinado tipo de carga”.

“El puerto necesita especializarse, exportar en cuestiones agroalimentarias y tecnológicas, como computadoras y otro tipo de contenidos, además de que se deben hacer tratados entre la autoridad estatal y otros países. Otro de los factores por los cuales las exportaciones disminuyeron es que se ha registrado una baja en la demanda automóviles, cuyos mercados como Europa están dejando de consumirlos”, aseguró.

Apuesta tecnológica

En modo aéreo, las aduanas que registraron crecimientos en las exportaciones durante el periodo de análisis fueron Guadalajara, Jalisco (86.3%), Monterrey, Nuevo León (11.3%), y Ciudad de México (5.0%); los descensos se dieron en Toluca, Estado de México (36.8%), Progreso, Yucatán (26.9%), y Chihuahua, Chihuahua (5.0 por ciento).

El presidente del Colegio de Economistas de Jalisco, Alejandro Sierra Peón, reveló que a Guadalajara le ha ido bien en comercio exterior por su apuesta en materiales tecnológicos, “incluso las políticas públicas han ido orientadas a que se desarrolle una industria manufacturera en la región”.

“El aeropuerto de Guadalajara ha sido pieza fundamental, porque por medio de incentivos, bajar precios y ofertar más, se ha podido registrar un crecimiento en exportaciones”, puntualizó.

Sierra Peón dijo que aún queda pendiente la segunda pista en la terminal aérea de Guadalajara, detenida por un problema ejidal.

Por último, las mayores variaciones por vía ferroviaria fueron en Piedras Negras, Coahuila (46.5%), y Nuevo Laredo (33.1 por ciento).

[email protected]