Puebla, Pue. Debido a que la recuperación económica llevaría al menos dos años, como efecto de la pandemia de Covid-19, el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) pedirá al gobierno de Puebla que mantenga los apoyos al 100% o diferimiento de pagos en impuestos sobre Nómina y Hospedaje todo el 2021, lo cual requieren las micro, pequeñas y medianas empresas.

Ignacio Alarcón Rodríguez Pacheco, presidente local del organismo, comentó que ven con preocupación los estragos que está dejando la pandemia de Covid-19, llevando a la quiebra a decenas de negocios como son restaurantes, comercios y algunos hoteles, los cuales aún con la reapertura no lograron sobrevivir, por ello se requiere con urgencia el apoyo a todos los sectores productivos.

En tanto, dijo, necesitan que las autoridades continúen siendo solidarias en el tema fiscal con la Iniciativa Privada que igual está preservando lo más que pueden los empleos.

Comentó que lo ideal sería que desaparezca el Impuesto Sobre Nómina (ISN), pero, en caso de no ser así, se reduzca del 3% al 1% el próximo año, porque entienden la necesidad de que éste genera recursos propios al estado para obra pública y seguridad pública.

Explicó que ese gravamen lo han visto siempre como un “castigo” en lugar de un premio para los que generan empleos formales; además sin una retribución de por medio al contribuir en el desarrollo económico del estado que en este momento lo necesita más que nunca.

Difícil pagar nómina

Indicó que, para algunos micro negocios se ha vuelto pesado estar pagando el salario de 4 a 6 personas, trabajando solo al 30% de capacidad aunado a que las ventas son bajas pese a reabrir el 7 de agosto, después de cuatro meses y medio  de paros obligados.

“Si para los micro negocios es pesado, imaginen para una empresa de 20 trabajadores o más, las cuales en algunos casos han tenido ya que despedir a los de menor antigüedad por la falta de recursos y en otros casos tener que recortar los salarios para subsistir”, ahondó.

En este tenor, consideró que si la administración estatal mantuviera hasta el próximo año esos apoyos, la recuperación económica se facilitaría, porque en casi ocho meses de la pandemia se ha visto el cierre de negocios, lo cual seguirá.

Alarcón Rodríguez dijo que en su momento deberán tener un acercamiento con las autoridades para abordar el tema de los impuestos y buscar extender los apoyos, al menos hasta junio de 2021.

De acuerdo a datos de la Secretaría de Planeación y Finanzas, con el estímulo fiscal referente al pago del ISN, el 80% del padrón de contribuyentes obtendrá un beneficio, pues en el estado hay 17,844 compañías que emplean de uno a 10 trabajadores, mientras que las consideradas como empresas pequeñas (por tener de 11 a 50 empleados) ascienden a 4,274.

kg