Diputados de la LVII Legislatura local podrían implementar una medida preventiva para evitar la instalación de las cajas de ahorro en el estado que no cuenten con los permisos o la normatividad federal adecuada, luego del fraude ocurrido por la Caja 30 de Agosto.

El presidente de la Mesa Directiva del Congreso local, Braulio Guerra Urbiola, explicó que podría plantearse que la apertura del comercio, por parte del municipio y gobierno del estado, no se autorice de no presentar los documentos que avalen su registro en el sistema financiero.

Agregó que con ello, no se pretende hacer arreglos a la regulación financiera, dado que este aspecto le corresponde directamente a autoridades federales.

A pesar de que aún no se cuenta con un consenso con las demás fuerzas políticas al interior del Congreso, reconoció el diputado que es un tema similar a la iniciativa de regulación en la instalación de las casas de empeño, ley que fue aprobada por el pleno de la Legislatura en enero de este año.

Podríamos darle algún camino similar a las casas de empeño, en cuanto a los permisos locales de apertura y a la inspección, y que cuenten además con los permisos federales , manifestó.

SITUACIÓN

En días pasados, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), el fideicomiso que administra el Fondo para el Fortalecimiento de Sociedades Cooperativas de Ahorro y Préstamo y de Apoyo a sus Ahorradores (Fipago) y la administración estatal aseguraron que apoyarán a las personas defraudadas por la Caja 30 de Agosto.

El comisionado de Fipago, Guillermo Barnés sostuvo que las sociedades cooperativas de ahorro, de no estar autorizadas o supervisadas por la CNBV, se encuentran en una supervisión auxiliar que realiza el Fideicomiso Fondo de Protección Auxiliar de Sociedades Cooperativas de Ahorro y Préstamo y de Protección a sus Ahorradores (Focoop).

Según el Focoop, sólo hay tres cajas registradas: Caja Popular Ezequiel Montes, Cooperativa del Magisterio Queretano y Caja Casa Blanca.

[email protected]