La licitación para crear nuevas estaciones de radio en AM y FM no puede catalogarse como un fracaso por los impagos que se registraron para 56 frecuencias entre ambas bandas, pues el proceso, todavía en marcha, ya levantó más de 15 veces los recursos originalmente esperados por el árbitro del concurso, el IFT, y está en vías de adjudicar definitivamente 122 señales de 178 por los que la industria manifestó interés en la etapa de subasta.

Y el concurso todavía seguirá dando sorpresas en lo que resta de la licitación y con repercusiones para el futuro, aun cuando para algunos sólo causa asombro que una marca desconocida como Tecnoradio haya pujado y no pagado por 37 estaciones que ganó en la subasta o que empresarios de larga data en el sector como los del Grupo Radio Centro y el Núcleo Radio Mil hayan dejado escapar sus posibilidades de transmitir en Campeche o Acapulco.

En un ambiente de suspenso animado por el caso Tecnoradio, el Instituto Federal de Telecomunicaciones confirmó que ese grupo económico había incumplido con su promesa de pagar 287.58 millones de pesos por 37 estaciones con las que pudo haber llegado a 18 entidades de la República. Pero indicó también que la licitación había recaudado formalmente 783.6 millones de pesos, una cifra muy por encima de los 50 millones que perfiló en agosto del 2015, cuando hacía los bosquejos de la actual subasta.

NOTICIA: Tecnoradio, el nuevo jugador nacional que la licitación de AM-FM atrapó

Es por tanto, establecen especialistas consultados, que las manchas que con las que pasará a la historia esa licitación, la primera que ha conocido la radio mexicana en sus casi cien años de vida, tendrán más carga para la industria que para el regulador, pues éste no fue el que incumplió con los pagos.

La licitación no es un fracaso. Básicamente sólo se quedaron fuera las frecuencias de Tecnoradio y dos de Radio Centro. Y es el segundo postor en esas frecuencias quien las va a tomar y más baratas, ya que pujaron por debajo de Tecnoradio, que tenía descuento (por ser nuevo jugador). Y aparte, el incumplimiento estaba considerado; para eso era la garantía de seriedad. Así que el IFT ingresa ahora la garantía de Tecnoradio e ingresará lo del segundo lugar , refiere Salomón Padilla, especialista en telecomunicaciones del bufete SAC Abogados.

Pero el IFT, por su parte, también debe hacer un examen de reflexión y evaluar quién a su interior pudo haber incurrido en una irresponsabilidad de omisión por no revisar a detalle los vínculos económicos o de sangre de Tecnoradio con otros grupos participantes en el sector de la radio, con lo que se hubieran evitado ataques a la imagen del Instituto.

El IFT debió haber tenido elementos para advertirlo , plantea Agustín Ramírez, abogado especializado en telecomunicaciones y radiodifusión del despacho Ouraboros.

NOTICIA: ¿Por qué la CIRT se resiste a las licitaciones de Radio y TV del IFT?

La licitación seguirá su marcha con éxito en aquellas plazas donde lograron colocarse las frecuencias y el regulador dispondrá de las sanciones aplicables a Tecnoradio con base en las disposiciones del concurso. E igualmente deberá evaluar si lleva a Tecnoradio a los tribunales por la presunción de fraude con su participación en el proceso, que pudo haber terminado con un impacto en la competencia y concurrencia de potenciales nuevos actores en el mercado.

Existen elementos de presunción de que se cometió fraude a la Ley. Tecnoradio sabía cuáles eran las consecuencias de no cumplir con la contraprestación. Aquí no fue como con Radio Centro con la cadena de TV, que no le alcanzó, sino que aquí tenía toda la intención de no pagar y de perder cierta cantidad. Existen elementos para presumir el fraude y proceder, pero es cuestión del IFT , comenta Agustín Ramírez.

Es posible que desde la industria se solicite al IFT reponer los procesos licitatorios en las estaciones en las que Tecnoradio no pagó y el regulador deberá evaluarlo, más cuando las ofertas de Tecnoradio por las frecuencias se fueron por las nubes, hecho que a su vez algunos dirán que fue una maniobra para apartar del mercado a potenciales nuevos competidores.

Algunos agentes económicos argumentarán que hubo impactos competitivos, porque otros valoraron el espectro en un precio y pedirán reponer el proceso en particular para generar precios correctos para el mercado. Quedará para el IFT cómo manejar las frecuencias que quedaron vacantes y que hubo o no sospecha de precios altos y ahora no liquidados , dijo Víctor Pavón-Villamayor, presidente ejecutivo de Oxford Competition Economics.

NOTICIA: ¿Qué puede aprender Radio Fórmula de MVS y GRC en televisión?

La valuación del espectro es otro tema que deja la licitación de AM-FM del IFT con las frecuencias ya pagadas, añade Víctor Pavón, en el sentido de que servirán de base para futuras licitaciones, pagos de contraprestaciones y refrendos.

Y habrá quien pretexte que los precios ofertados por las estaciones de Tecnoradio no están apegados a su valor real de mercado, un dilema que resolverá el IFT para alejar futuros problemas. Precios que no se ejercen en el mercado, que no son liquidados, no se pueden tomar, desde la perspectiva económica, como los precios realmente reales a los cuales se está valorando un bien como lo es el espectro , explicó el jefe en Oxford Competition Economics.

La industria ha venido manteniendo desde el año 2014 un pulso con el IFT por los pagos de refrendos y contraprestaciones de las estaciones que a la fecha se encuentran en operación. Pero el hecho de que ya 122 frecuencias fueron pagadas por aquellos que las ganaron dicta que el mercado estuvo dispuesto a pagar cierta cantidad por esas señales, dato que también servirá de referencia para fijar las futuras cuotas por esos rubros y a las que la industria tendrá que atenerse.

NOTICIA: IFT: Industria paga en licitación de radio lo que negaba en refrendos

Si ya se pagaron las estaciones, es un hecho contundente que no habrá manera de decir que se pagó una cantidad que estaba inflada, pues finalmente es la cantidad que surgió después de un proceso de licitación y si lo pagaron, entonces va estar el costo del espectro en términos del último pago y de tal suerte, a futuro las nuevas concesiones, refrendos y contraprestaciones van a tener que tener que tomar en consideración cuál fue el costo del espectro en la licitación pasada, ésta , explicó Agustín Ramírez, de Ouraboros. Por eso, los que ya hayan pagado tienen que están advirtiendo esa parte: que están encareciendo a futuro el costo del espectro. La licitación nos está trayendo sorpresas .

Y es posible que la licitación siga dando más sorpresas. En su último reporte a la Bolsa Mexicana de Valores, Grupo Radio Centro argumentó que su renuncia a dos estaciones de las que se hizo ganador en Acapulco y Chetumal obedeció a una resolución del IFT con escasa certidumbre.

Habrá otros grupos que se encuentran en la misma situación, con base en el Anexo 14 del Apéndice A de las bases de la licitación, que establece que se descalificará del proceso a aquellos participantes que no hayan pagado por la totalidad de las frecuencias ganadas.

undefined

erp