Luego de dos accidentes carreteros en menos de quince días con vehículos de autotransporte federal involucrados, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) anunció el viernes que contratará a 60 inspectores, adicionales a los 430 existentes, y agregará 25 básculas, para llegar a 88, a las instalaciones que tiene a lo largo de la red carretera nacional, entre otras medidas, para fortalecer el marco regulatorio vigente del autotransporte federal y ofrecer mayor seguridad a los usuarios.

Con el objeto de que los camiones doblemente articulados no sobrepasen los pesos máximos autorizados estarán obligados a circular con un comprobante del peso correspondiente a la carga que transportan , argumentó la SCT en un documento enviado a la Comisión Federal de Mejora Regulatoria.

La dependencia también anunció la suspensión de manera inmediata del artículo 2 transitorio de la NOM 012 sobre pesos y dimensiones, vigente desde el 2008, que autorizaba temporalmente 4.5 toneladas de peso adicional al máximo permitido en los camiones de carga doble o fulles, para llegar a 80 toneladas.

Recientemente se han presentado accidentes en los que se han visto involucrados vehículos de carga denominados doblemente articulados con exceso de peso bruto vehicular, lo que ha ocasionado la pérdida de vidas humanas. Ante esta situación es evidente que existe un riesgo para la seguridad de los usuarios de las vías generales de comunicación , se menciona en uno de los ocho puntos de la misiva.

TRANSPORTISTAS, DIVIDIDOS

Luego de percances carreteros ocurridos en el Estado de México y Veracruz, la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga y la Asociación Nacional de Transporte Privado (ANTP) han hecho públicas sus diferencias sobre el tema.

A pesar de no existir una norma internacional de pesos y dimensiones, la primera organización acusó que México es el único país que permite 80 toneladas para los fulles, medida que se mantiene por presiones de la ANTP, que agrupa a empresas como Corona, Barcel o Cemex, al convenir a sus intereses.

Con base en la propia NOM, luego de tres años se tendría que iniciar un proceso de evaluación con las partes involucradas, el cual no ha concluido. Ante la falta de consensos, la SCT determinó que la Universidad Nacional Autónoma de México y el Instituto Politécnico Nacional se sumen a la revisión.

Leonardo Gómez, director de la ANTP, que transporta 15% de la mercancía que se mueve en el país, expuso que sus agremiados están de acuerdo en que se hagan los ajustes necesarios, pero que se debe buscar el beneficio del sector y no el de unos cuantos.

PARTICIPA TRANSPORTE PÚBLICO FEDERAL EN 20% DE LOS ACCIDENTES EN CARRETERA

La Dirección General de Autotransporte Federal dio a conocer que anualmente ocurren 30,000 accidentes en las carreteras federales del país, en 6,000 de ellos (20%) participan vehículos del servicio público federal y los vehículos doblemente articulados (fulles) se ven involucrados en 900.

La semana pasada el Comité Nacional de Seguridad Vial de la ANTP estableció que en los dos accidentes recientes donde se han visto involucrados vehículos biarticulados (uno en el estado de México y otro en Veracruz, donde, en su conjunto, fallecieron casi cincuenta muertos), hubo una relación directa con errores humanos y con las malas condiciones físico-mecánicas del vehículo.

De esta forma, se ha logrado descartar el desprendimiento previo a los impactos del segundo remolque como causa determinante de los accidentes, en los que se vieron involucrados unidades de transporte federal con la configuración doble remolque , mencionó.

Sin embargo, la Canacar consideró como una verdadera irresponsabilidad culpar a los conductores de todos los accidentes que se presentan en las carreteras federales y los acusó de desviar la atención para no resolver el problema de fondo: el sobrepeso que desgasta la infraestructura de las carreteras y las ciudades.

[email protected]