La reconfiguración de las refinerías de Salamanca, Tula y Salina Cruz en los próximos cinco años y un solo aumento de los combustibles en 2015 disminuirá la importación de gasolinas y beneficiará los bolsillos de los mexicanos, aseguró el legislador Arturo Escobar y Vega.

La baja en el precio de las gasolinas se dará en el mediano plazo, una vez que aumente la producción petrolera localizando nuevos yacimientos en aguas profundas; de tal manera que seamos autosuficientes, y poder comparar ese precio a nivel internacional .

El coordinador del Partido Verde en la Cámara de Diputados, recordó que el subsidio a los combustibles terminara este año, porque a partir del 2015 se emparejará el precio internacional, es decir, el país estará en condiciones de contar con un abasto suficiente que esté por debajo de los precios del mercado.

Al hablar sobre el proceso de reconfiguración de las tres refinerías, explicó que la inversión en la de Tula ascenderá a más de 4,000 millones de dólares, con lo que se aumentará la producción de gasolinas y diésel de 180,000 a 340,000 barriles diarios.

En entrevista, sostuvo que el nuevo plan energético que se aplicará en esas refinerías, provocará a mediano plazo una disminución en la importación de gasolinas. Actualmente se importa el 44% de gasolinas para el consumo nacional y con la reconfiguración de las refinerías disminuirá alrededor del 26 por ciento .

Al señalar que terminan los incrementos mensuales a los combustibles y sólo serán al año, dijo que esta medida es el reflejo de una política energética ágil y bien planeada que beneficiará la actividad productiva del sector agropecuario, a transportistas, campesinos y agricultores, entre otros sectores.

Una vez que las refinerías funcionen y se eleve la producción de crudo, México ya no va a depender de la importación de combustibles, y el país estará en condiciones de tener precios más competitivos en materia de gasolinas , aseveró.

Petróleos Mexicanos (Pemex) invertirá 20,000 millones de dólares en la reconfiguración de las refinerías de Salamanca, Tula y Salina Cruz en los próximos cinco años y destacó que en la de Tula se generarán 18,000 empleos directos.