El grupo Multimedios Televisión consiguió en 2017 una señal de televisión para transmitir en la Ciudad de México. El canal es el 6.1 digital y todavía se encuentra en fase de pruebas para entrar al aire en agosto, según versiones del sector, pero la empresa ya empezó a “dividir” su señal principal en dos canales más: el 6.2 y el 6.3 que desde hoy transmiten otros de sus contenidos en la capital, Milenio TV y Teleritmo.

Televisión Digital S.A. de C.V. es la marca subsidiaria con la que Multimedios también ganó otras frecuencias para transmitir en el centro, occidente y norte de la República con la licitación IFT-6 de espectro para televisión abierta.

La compañía consiguió en 2017 con la IFT-6, frecuencias para arribar desde su natal Monterrey a Guadalajara, Puebla, Durango, Monclova, Ciudad Juárez y la Ciudad de México, aquí con el 6.1 digital.

Multimedios Televisión solicitó hace unas semanas al Instituto Federal de Telecomunicaciones el permiso para dividir su ancho de banda en más de un canal y el IFT le concedió la petición el 6 de junio pasado, para que Multimedios “partiera” en más señales su canal de Durango y en adelante transmitir ahí el concepto de noticias Milenio TV y el canal de contenidos de entretenimiento Teleritmo. 

El plan de la compañía es repetir esa acción en los demás canales recién concesionados a su favor. En el foro de telecomunicaciones y radiodifusión ConvergenciaShow.Mx de la ATIM, uno de los directivos más importantes de Multimedios, Guillermo Franco, platicó a sus colegas de la industria durante una serie de conferencias sobre la intención del grupo por hacer lo mismo con los canales de Puebla y Guadalajara y “en otras” plazas más, como en la CDMX que hoy hace realidad. 

La empresa consiguió antes que el IFT le permitiera multiprogrmar Milenio TV en el 6.1, Teleritmo en el 6.2 y Multimedios en el 6.3 de Durango, según el acta P/IFT/060618/416.

Multiplexar el canal 6.1 XHMTDU-TDT de Durango es la avanzada de Multimedios para extender de la noche a la mañana su oferta de contenidos por varias ciudades del país, a un mercado potencial de 30 millones de habitantes, sumando la población combinadas de todas esas plazas donde logró un canal de televisión para transmitir.

Para Multimedios también es una manera de generar eficiencias de transmisión y competir con otros canales noticiosos, por ejemplo para el caso de Milenio TV, en momentos en que sus competidores directos, Foro TV, Excélsior TV y ADN 40, han comenzado a configurar cadenas nacionales con su señal. Así, mientras esos canales de Televisa, Imagen TV y TV Azteca se expanden más allá de su origen en la Ciudad de México, Multimedios abrirá al abierto de la capital su señal de paga en noticias. 

No sólo eso, Multimedios Televisión también entra a un nuevo mercado con su canal histórico y Teleritmo, cuando al mismo tiempo Televisa configura nuevas programaciones de alcance nacional para el canal 9 Gala TV y Foro TV, como adelantó este medio en diciembre de 2017, y al tiempo que TV Azteca empuja al multiplex “a+” del canal 7 por todo México.

Multimedios apura el despliegue y transmisiones de sus nuevos canales; por eso acordó el 26 de diciembre de 2017 con el Canal Once el uso compartido de infraestructura en la Ciudad de México, luego de un pago anual de 1.6 millones, más otros pagos por asistencia técnica para montar en la misma torre del Once en el cerro del Chiquihuite su antena de transmisión, que ahora se sabe será para tres canales. 

La compañía avanza así rápidamente sobre el Valle de México como uno de los dos nuevos concesionarios de televisión abierta que creó la IFT-6.

El otro ganador del concurso en esta plaza es el empresario Francisco Aguirre, que de acuerdo con el IFT, ya solicitó su canal de televisión como participante ganador de la IFT-6. El dueño de Grupo Radio Centro ahora está a la espera de que las unidades de Concesiones y Servicios y de Espectro Radioeléctrico del IFT definan los parámetros técnicos de operación de la frecuencia, para que la Unidad de Medios y Contenidos asigne después el canal.

La concesión de Francisco Aguirre Gómez, la XHFAMX-TDT, tendrá un alcance de 50 kilómetros desde su señal de origen en la Ciudad de México y ahora sólo es necesario que el Instituto Federal de Telecomunicaciones defina el canal con la frecuencia virtual oficial. 

Las señales con más posibilidades de ser entregados para su explotación a Francisco Aguirre son el canal 8 y el canal 13, el que ocupó Televisión Azteca antes de “mover” su señal nacional al canal digital 1 y el mismo que le fue retirado a este empresario hace 50 años durante el gobierno de Luis Echeverría.