El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) presentó por primera vez el Índice de Mejores Empleos de países de América Latina y ubica a México, por su baja calidad, en el lugar 13 de 17 con 50.3 puntos, cifra incluso por debajo del promedio de América Latina.

En esta primera edición del Índice de Mejores Trabajos el BID, que utiliza datos al 2015, destaca que los tres países con mayor puntuación, es decir con mejor calidad y cantidad de empleo, son: Uruguay, Chile y Panamá.

De acuerdo con la metodología, “el Índice de Mejores Trabajos mide cómo son los empleos de los países a través de dos dimensiones: cantidad y calidad. La dimensión de cantidad está compuesta a su vez por dos indicadores: la tasa de participación laboral y la de ocupación. La de calidad, por su parte, se construye con las tasas de formalidad y de trabajos con salario suficiente para superar la pobreza.

En el caso de México, refiere el estudio, “obtiene niveles por debajo del promedio regional en ambas dimensiones: cantidad (participación y ocupación) y calidad (salarios suficientes y formalidad)”.

Es decir, en lo referente a que los empleos en el país ofrezcan salarios suficientes, el BID indica que México se ubica en el sitio 14, pues apenas alcanza 33.2 puntos, cuando el promedio en la región es 46.7, es decir 13.5 puntos por abajo.

La calificación que tiene México en la generación de empleos formales es 10, con 23 puntos, mientras la media de la región es 33.5 puntos.

Además, refiere que la evolución en la puntuación de México en el Índice de Mejores Trabajos ha sido ligeramente positiva en los últimos años, pasando de 49.1 puntos en el 2010 a 50.3 puntos en el 2014, el último año disponible. El mayor incremento se dio en la dimensión de cantidad, donde mejoró en 2.3 puntos (pasó de 70.1 a 72.4). En la dimensión de calidad no hubo cambios en este periodo, obteniendo 28.1 puntos tanto en el 2010 como en el 2015.

De acuerdo con datos del Inegi del segundo trimestre del año, nuestro país tiene una tasa de informalidad de 56.5%, lo que representa que 30.5 millones de personas no tienen un empleo de calidad, pues no cuentan con seguridad social, y en muchos casos tienen bajos salarios.

Asimismo, el número de trabajadores que perciben como ingreso entre uno y dos salarios mínimos (hasta 160.08 pesos diarios) son 21 millones 685,155 personas, cifra que sólo logró disminuirse en 148,160 personas respecto al mismo periodo del 2016.

Alta brecha de género

Por otra parte, México es el cuarto país con la mayor brecha entre la puntuación de hombres y mujeres en el Índice de Mejores Trabajos.

“En concreto, la diferencia entre géneros es de 26.9 puntos: en el índice masculino, el país obtiene 64.3 puntos, es la duodécima mayor puntuación, y en el femenino se queda en 37.4, con la decimotercera posición. Esta diferencia es mayor en México en comparación con la que se da en el promedio de países de América Latina, donde alcanza 22.5 puntos”, indica el documento.

La brecha entre adultos y jóvenes de México es la tercera menor de la región, con 8 puntos (51.9 frente a 43.9), una diferencia inferior al promedio regional (10.2).

En el informe que lanzó este martes el BID explicó: “El trabajo es un tema de máxima importancia, tanto para las personas como para las economías en su conjunto (...) Especialmente en una región en la que el mercado de trabajo no funciona como debería, la mayoría de los trabajos son informales, es decir, sin beneficios de la seguridad social; además son altamente inestables y poco productivos”.