Los empresarios españoles, quienes tienen gran presencia en el sector energético y financiero en México, demandaron certidumbre jurídica al gobierno de Andrés Manuel López Obrador para invertir, sobre todo piden “reglas claras” en el rubro de electricidad, petróleo y combustibles.

Antonio Basagoiti Pastor, presidente de la Cámara Española de Comercio (Camescom), destacó que la inversión española en México creció 20% durante los primeros nueve meses del 2019; sin embargo, ante la férrea competencia mundial por captar los capitales en diversos países demandantes, urgen reglas claras en las leyes mexicanas que han tenido modificaciones en el último año.

“Falta que haya certidumbre, especialmente en el sector energético, para aumentar la inversión es bueno que la generación de energía la puedan realizar aquellos que den mejores precios y aporten tecnologías y procesos que puedan ayudar a México. Faltan certezas en las cadenas del petróleo y combustibles”, estableció en conferencia de prensa, de cara al programa de infraestructura energética que anunciará el gobierno mexicano.

El representante de la Iniciativa Privada española en México sentenció: “Si hoy se aclara, habrá mejores oportunidades. La principal preocupación son reglas claras y el juego que tendrán los Certificados de Energía Limpia (CEL), así como costos añadidos en transmisión”.

Hasta el tercer trimestre del 2019, la inversión proveniente de España fue de 4,026 millones de dólares, que representó 20% más que en el 2018. No obstante, los capitales han presentado un mejor comportamiento en la zona sur-sureste (de interés de este gobierno), que se encuentra por arriba de 40% de crecimiento.

“Los datos muestran que las empresas españolas están comprometidas con el desarrollo económico y social de México, la inversión española se mantiene y además tiene incrementos, pero también se podría potenciar aún más y crecer más en la generación de empleos y el importe en el desarrollo económico del sureste”, destacó Basagoiti Pastor.

De acuerdo con un análisis español, Latinoamérica se ha convertido en la segunda región del mundo más atractiva para invertir en energía renovable, en donde México, al igual que Brasil y Chile, juega un papel fundamental para las compañías como Iberdrola, Naturgy y Acciona. Datos del Instituto de Comercio Exterior de España señalan que entre Naturgy (antes Gas Natural Fenosa) e Iberdrola producen aproximadamente 20% de la energía eléctrica de México.

El presidente de la Cámara Española de Comercio explicó que los países compiten por los capitales y las inversiones, las cuales van donde les dan más confianza y al lugar a donde les dan más certeza, por eso pidieron que México ofrezca reglas claras en el sector energético.

“Nosotros no somos de irnos con nuestro dinero a otro país, nosotros no somos de llevarnos nuestra inversiones. Lo que queremos es que haya condiciones, certidumbre en el sector energético para poder traer más capital, más inversiones y para dar más empleo a mexicanas y mexicanos”, dijo el empresario en compañía del embajador de España, Juan López-Doriga Pérez.

En el 2020, empresas españolas participarán en proyectos del sector financiero, transporte, distribución y almacenamiento de combustibles, así como en el plan nacional de infraestructura. “Nuestros socios están comprometidos con el desarrollo económico y social de México”, comentó.

[email protected]