La eliminación de los aranceles estadounidenses a las importaciones de acero y aluminio no es una condición previa necesaria para iniciar conversaciones comerciales entre Estados Unidos (EU) y la Unión Europea (UE), dijo el representante del Consejo Europeo en el G20, Hubert Fuchs.

Su declaración contradice los comentarios que hizo el ministro de Finanzas de Francia, Bruno Le Maire, quien dijo a periodistas, en la reunión del G20 que sostuvieron el fin de semana en Buenos Aires, Argentina, que EU debe eliminar los aranceles antes de iniciar el diálogo.

“Estamos representando a 28 miembros estados de la UE, no solamente a Alemania y Francia. No deberíamos tener ninguna precondición para las conversaciones”, explicó Fuchs, que también es secretario de Finanzas de Austria, en una entrevista con Reuters.

“No es una precondición porque las precondiciones nunca son buenas, pero sería un gran deseo”, señaló.

Trump enfureció a sus aliados europeos al imponer aranceles de 25% al acero y de 10% al aluminio, lo que llevó a la UE a aplicar en represalia tarifas similares sobre las motocicletas Harley-Davidson, el bourbon de Kentucky y otros productos. Donald Trump, que frecuentemente critica los aranceles europeos de 10% sobre automóviles, también estudia agregar un tributo de 25% a importaciones automotrices, lo que golpearía con fuerza tanto a Europa como a Japón. El secretario del Tesoro estadounidense, Steven Mnuchin, buscó usar la reunión de Buenos Aires para cortejar a Europa y Japón con ofertas de acuerdos de libre comercio, en momentos en que Washington trata de ganar terreno con sus aliados en su creciente guerra arancelaria con China.

Sin embargo, el ministro de Economía y Finanzas de Francia, Bruno Le Maire, rechazó la invitación el sábado, al decir que EU primero debía eliminar sus aranceles a Europa antes de que cualquier conversación comercial pudiera comenzar.

En una entrevista exclusiva con AFP externó que “todos, en particular los países europeos, tenemos una preocupación por la guerra comercial que comenzó hace algunas semanas. No habrá sino perdedores en esta guerra, que destruirá empleos y afectará el crecimiento mundial”.

“Hacemos un llamado a la razón a EU, a respetar las reglas multilaterales y a respetar a sus aliados”, enfatizó el ministro.

Mnuchin, por su parte, se refirió a un eventual Tratado de Libre Comercio (TLC) entre Estados Unidos y la UE, y dijo que el bloque europeo deberá hacer considerables concesiones si desea obtener un acuerdo.

“Mi mensaje es muy claro, es el mismo mensaje que el presidente (Trump) dio al G7: si Europa cree en el libre comercio, estamos listos para firmar un acuerdo de libre comercio sin aranceles, sin barreras arancelarias y sin subsidios. Tienen que ser los tres”, sostuvo. (Con información de Reuters y AFP)