A pesar de que el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) resolvió que sí hubo una concentración y sancionó la no notificación de ésta, aún queda pendiente resolver si las empresas violaron disposiciones de sus títulos de concesión, y de ahí podrían derivar nuevos procedimientos y sanciones, por lo que la investigación de la alianza Dish-Telmex no ha concluido.

Fernando Borjón, comisionado del IFT, dijo a El Economista que, en lo referente a la concentración, ya concluyó, si las empresas lo impugnan, están en su derecho .

Sin embargo, existen elementos regulatorios, como la revisión al cumplimiento de las concesiones, que van a continuar. Son procedimientos separados, el que se haya ligado a un tema de competencia no interfiere en nada los otros procedimientos .

No tomamos decisiones en automático, seguimos en el análisis de otros elementos regulatorios, y se sabrá hasta que concluyan los procesos si habrá nuevas sanciones o no. Borjón dijo que la investigación podría concluir antes de que finalice el primer trimestre.

Para el pleno del instituto, la concentración no se trató de una cuestión que afectó a la competencia, pero los aspectos regulatorios en cuanto al cumplimento de títulos de concesión y comportamiento de mercado se analizarán aparte.

La resolución del 7 de enero del 2015 concluye un procedimiento sustanciado en términos de la ley de competencia, la cual no prejuzga sobre los efectos que estos actos tengan bajo la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión u otras disposiciones aplicables , dijo. De modo que, lo que sancionó la autoridad es una concentración que no fue notificada.

De acuerdo con el IFT, Telmex, a través de su subsidiaria Teninver, adquirió control en Dish México, mediante diversos contratos, los cuales constituyen una concentración en términos de la Ley Federal de Competencia Económica.

La concentración estaba sujeta a la obligación de ser notificada antes de su realización. Las partes incumplieron con esta obligación legal, por lo cual se les sancionó , dijo el instituto. En tanto, Dish y Telmex continuarán la relación comercial de facturación y cobranza del servicio de TV de paga y la opción de compra de las acciones de Dish México por Telmex está sin efecto.

El IFT fijó una multa para Telmex de poco más de 14 millones de pesos y de 43 millones para Dish.

cjescalona@eleconomista.com.mx