El preponderante en telecomunicaciones América Móvil (AMX) presenta una reconcentración de ingresos por parte de América Móvil e hila ocho trimestres en dicha tendencia, resultando en una pérdida de competencia efectiva, señaló Gonzalo Rojon, director y senior partner en The Competitive Intelligence Unit (CIU).

“Hasta el cuarto trimestre del 2019, la reconcentración llega a alcanzar 72.3% de los ingresos móviles; esto representa un crecimiento de 1.6 puntos porcentuales comparado con el mismo periodo del año previo (70.7 por ciento). Incluso si lo comparamos con el primer trimestre del 2013, cuando se aprobó la reforma telecom, aumentó 1.1 puntos porcentuales”, dijo en su presentación trimestral.

En el 2013, el entonces presidente de México Enrique Peña Nieto promulgó la nueva ley de telecomunicaciones, la cual tenía por objetivo mejorar el clima de competencia y una regulación en el sector.

Según datos de la consultoría, cuando se aprobó la reforma, la concentración de ingresos de Telcel era de 71.2%; para el segundo trimestre del 2015, presentó su punto más alto al concentrar 74.5%, es a partir de este momento que comienzan a decrecer hasta el cuarto trimestre del 2017 cuando alcanzaron 68.2% de concentración. “Lo que muestra es que la reforma no funcionó”, expresó Rojon.

Impacto por coronavirus

Para este año, la firma refirió que el Covid-19, mejor conocido como coronaVirus, traerá desabasto tecnológico, de acuerdo con Ernesto Piedras, director de la consultoría. “Traerá desabasto de equipo tecnológico como smartphones, tabletas, computadoras, equipos de comunicaciones y almacenamiento en México y a nivel global. ¿Se va a paralizar el mundo? No”, puntualizó.

Piedras mencionó que parte de las afectaciones al sector de telecomunicaciones traerá una disrupción en la cadena productiva y comercial de las tecnologías de información, el desabasto en el equipo tecnológico y esto traerá un impacto indirecto por la baja actividad económica.

En el 2019, los ingresos de telecomunicaciones totalizaron en 496,942 millones de pesos, equivalentes a un incremento de 3.8%, comparado con el año previo, informó The CIU, consultoría de investigación de mercados de telecomunicaciones.

En su presentación trimestral, la firma detalló que la televisión de paga aumentó sus ingresos en 10.5%; mientras que los procedentes de la telefonía móvil aumentaron el año pasado 4.7 por ciento. En contraparte, la telefonía fija decreció 4.6 por ciento.

De los ingresos de la telefonía móvil, quien tiene un peso de 59.1% del total, continúan preponderando las compañías del magnate Carlos Slim. Telcel con 42.3% y Telmex, con 16.1 por ciento. Seguido de AT&T (11.1%), Televisa Cable (7.4%), Movistar (5.4%), Sky (4%), entre otros.

No obstante, la empresa destacó que las compañías telefónicas han descuidado algunos puntos. Por un lado, señaló que Telcel ha reportado una desaceleración en los usuarios de prepago, ya que ahora se encuentran focalizados en los clientes de alto consumo (pospago).

Por otro lado, Movistar incrementó su tasa de desconexión y presentan una menor contratación de clientes; mientras que AT&T muestra una desaceleración por alta tasa de desconexión y una baja adopción de clientes en pospago, explicaron.

Si bien las compañías han presentado una desatención en los usuarios de prepago, firmas como FreedomPop y Oui han aprovechado dicho mercado y se posicionaron como las de mayor participación.

“Por un lado, FreedomPop —firma estadounidense en alianza con Dish—tiene 32.8% de la participación al tercer trimestre del año pasado. Seguido de OUI —lanzada por Elektra y operada por Telcel— con 26.4%”, explicó Rolando Alamilla, coordinador de Análisis de Mercado.

Respecto a los resultados en los servicios de televisión y audio restringido, las plataformas over the top (OTT), que transmiten información a dispositivos electrónicos conectados a la web, presentaron una menor brecha con la satelital al reportar 9.4 millones y 9.7 millones de usuarios, respectivamente.

[email protected]