Las expectativas para la inflación y el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) al cierre de 2018 se deterioraron en la primera encuesta sobre las expectativas de los especialistas en economía del sector privado de 2018.

La encuesta levantada por Banco de México (Banxico) arrojó que los especialistas ajustaron al alza su pronósticos para la inflación y a la baja su expectativa de crecimiento.

La mediana de los pronósticos para la inflación (diciembre-diciembre) se ajustaron a 4.06%, desde un 3.85% capturado en diciembre. Además del incremento, las expectativas de los especialistas se ubicaron en enero en el nivel más alto desde que los pronósticos para 2018 empezaron a estimarse, a partir de diciembre de 2015.

Las expectativas para el PIB se recortaron a 2.28%, luego de que en diciembre la mediana de los pronósticos se ubicara en 2.30 por ciento. Con la estimación más reciente las expectativas para el Producto de 2018 llegan a su nivel más bajo en siete meses.

En opinión de los 34 grupos de análisis y consultoría nacionales y extranjeros encuestados, la incertidumbre respecto a la política interna es el factor que más podría obstaculizar la actividad económica del país; 24% de los consultados señalaron este elemento como el principal factor de riesgo.

Los problemas de inseguridad pública y la plataforma de producción petrolera, con 15 y 8% de las respuestas, en cada caso, son los siguientes factores que más temor provocan entre los especialistas.

Otras de las métricas estimadas por los analistas participantes se concentran en el componente subyacente de la inflación, para la cual pronostican un nivel de 3.57% al finalizar el año, el dato más alto desde noviembre.

Respecto al tipo de cambio, los especialistas esperan que éste se sitúe al cierre de 2018 en un nivel de 18.85 pesos por dólar, con lo que el pronóstico para la divisa mexicana llega al nivel más alto desde mayo del año pasado.

[email protected]