Roma.- El célebre economista Nouriel Roubini, conocido por su pesimismo, estimó que "no se puede excluir una implosión del euro" debido al riesgo de un contagio de la crisis griega a toda Europa.

Roubini, estadounidense de origen turco, fue uno de los pocos que predijo la crisis financiera del 2007-2008.

"En este momento no se puede excluir una implosión del euro. El efecto contagio es una posibilidad real no solo para los países con más riesgo", aseguró en una entrevista al diario italiano La Repubblica.

Para el profesor de economía de Estados Unidos, los países que corren peligro son Portugal, "seguido por Irlanda y España, y, a una distancia razonable, Italia".

Italia tiene que acelerar

El experto advirtió que Italia "debe evitar detenerse" y seguir realizando reformas ya que "las dificultades perduran, desde el endeudamiento hasta la falta de competitividad".

Plan B

Roubini estima que es posible evitar lo peor "pero no con un plan de rescate" como el previsto para Grecia, porque "adoptar un programa de austeridad fiscal con un déficit del 10% del PIB es una misión imposible", comentó.

Roubini propone "un plan B", que prevé entre otras cosas la reestructuración del endeudamiento griego a partir de una ampliación de los intercambios con la oferta de nuevos títulos (obligatorios) en cambio de los existentes.

"Una propuesta que no gusta a los acreedores, pero hay que convencerlos porque de otra manera pierden todo", dijo.