Londres.-La leyenda del balompié holandés, Johan Cruyff, atacó el futbol poco vistoso que practica Brasil en el Mundial de Sudáfrica al declarar en la prensa británica que era "una verguenza para los aficionados y el torneo" por la forma defensiva en que juega.

" Nunca pagaría una entrada para ver un partido de esta selección brasileña", disparó el emblema del futbol total de la selección de Holanda, rival de Brasil por los cuartos de final del Mundial-2010, en Port Elizabeth.

La Auriverde "tiene jugadores de talento, pero que juegan de forma muy defensiva y poco interesante. Es una verguenza para los aficionados y para el torneo, porque es uno de los equipos que la gente quiere ver", comentó el ex astro del Barcelona y actual seleccionador de Cataluña.

"Cuando se habla de Brasil pienso en jugadores como Gerson, Tostao, Falcao, Zico o Socrates... Ahora tienen lo contrario, a Gilberto (Silva), Felipe Melo, Michel Bastos, Julio Baptista. No creo que los espectadores deberían pagar una entrada para ir a verlos", apuntó en el diario británico Daily Mirror.

"¿Dónde está la magia brasileña? Podría entender a Dunga por qué escogió a algunos jugadores, pero ¿dónde está el talento en el mediocampo?", se preguntó Cruyff.

"Brasil necesita jugar con más intensidad, con más toque en el campo, porque ellos son especiales. Los aficionados siempre quieren disfrutar de Brasil, disfrutar de su fantasía en el Mundial, pero no la tienen este verano (boreal)", apuntó Cruyff en las columnas del Mirror.

BVC