La NCAA es una asociación encargada de la mayoría de los programas deportivos universitarios, gracias a ello miles de estudiantes poseen la oportunidad de cursar la universidad y, al mismo tiempo, hacer deporte al más alto nivel. 

Datos de El País indican que los costos de estudiar la universidad en Estados Unidos pueden ir de entre 23,000 a 45,000 dólares por curso. Benjamin Puckett ha jugado en 13 países y es el capitán de Panteras de Aguascalientes de la Liga Nacional de Baloncesto Profesional (LNBP). El estadounidense charló con El Economista sobre la relevancia que tuvo su beca de la NCAA en su carrera, sin la cual, explica, habría sido más difícil llegar al nivel profesional. 

“Cuando era joven, mi familia no tenía mucho dinero para que mi hermana y yo estudiáramos y practicáramos deporte en el nivel universitario. Sin las becas, no habría tenido la oportunidad de jugar, estudiar y si no hubiera jugado allá (Estados Unidos) hubiera sido muy difícil llegar al nivel profesional”.

El programa deportivo de la NCAA se divide en tres tipos dependiendo del tamaño de la institución y cantidad de becas que puede aportar. Las becas cubren un porcentaje o la totalidad de los gastos universitarios (que incluyen matrícula y tasas de la universidad, libros, residencia, comidas, seguro médico para internacionales), además de la totalidad de los gastos que la práctica de cada deporte incluye. La División III de la NCAA no ofrece becas deportivas, sólo académicas y ayudas financieras.

Las becas “dependen de cada persona, mis padres no ganaban mucho dinero y el apoyo que te da el gobierno y la NCAA depende de eso, de cuánto gana una familia. entonces, me dieron el monto máximo que le pueden dar a un estudiante, me ayudó para vivir en el departamento, comida, todo, pero es diferente para cada uno”, dijo Puckett.

Respecto a la competencia deportiva para obtener el apoyo, indicó: “Donde estudié hay niveles (para los atletas), hay becas completas, o la mitad, entonces cada uno está compitiendo con sus compañeros y con todo el mundo para recibir la cantidad más alta que se pueda, no es nada fácil, es muy similar a un trabajo. Si uno hace su trabajo mejor, ganas más dinero”.

La NCAA ha sido criticada por no compartir justamente sus ingresos con sus principales generadores. Los atletas (según está establecido) por su condición de amateur no pueden firmar contratos con empresas, representantes o recibir salarios o premios por resultados, pese a que la asociación, según datos de Fortune, generó 1,000 millones de dólares el año pasado principalmente por derechos de transmisión.

La puerta que se abrió hace un par de meses, aunque aún no es aprobado formalmente, fue la de permitir que los atletas universitarios se beneficien de sus derechos de imagen y por su nombre, manteniéndose al margen de firmar contratos con patrocinadores y de recibir un salario, acuerdo que se planea que entre en vigor en el 2021 ante la cantidad de regulaciones que dicha medida traería consigo.

Puckett lleva 15 años en el circuito profesional, se dedica de tiempo completo al baloncesto, por lo que sostenerse económicamente cuando termina la temporada representa un reto: “Los clubes siempre pagan los boletos de avión, la casa, algunas comidas, pero lo más difícil para mí es cuando no estoy jugando, durante el offseason, eso sí es difícil, porque aunque no estoy trabajando, aún tengo que pagar mis deudas; entonces, durante la temporada trato de no gastar mucho dinero”.

Becas otorgadas según los drafts de la NFL, NBA, WNBA, MLB, NHL y MLS

División I

  • Cuentan con el mayor número de estudiantes, administran los presupuestos atléticos más grandes y tienen un mayor número de becas.
  • 179,200 estudiantes-atletas.
  • 351 colegios y universidades.
  • 59% de todos los estudiantes atletas recibe algún monto de ayuda financiera.

División II

  • 121,900 estudiantes-atletas.
  • 308 colegios y universidades.
  • 62% de todos los estudiantes-atletas recibe algún monto de ayuda financiera.

División III

  • 190,900 estudiantes-atletas.
  • 443 colegios y universidades.
  • No es una beca, es ayuda financiera.
  • 80% de todos los estudiantes atletas recibe algún monto de ayuda financiera o beca según su necesidad financiera.

fernanda.vazquez@eleconomista.mx