José Manuel de la Torre no mira más allá del duelo de preparación de mañana ante Dinamarca. El técnico de la Selección Mexicana, que marcha con paso perfecto en la eliminatoria mundialista, no se ve por ahora en Brasil ni piensa en hacer un papel histórico en el Mundial. Lejos de ello, asegura que hoy sólo piensan en prepararse para recibir a Jamaica en su debut en el hexagonal.

A pesar del buen paso de su equipo y de que cuenta con una generación ganadora y llena de talento El Chepo se negó a visualizar un futuro lleno de satisfacciones, histórico tras una posible destacada actuación en Brasil. De la Torre apenas si quiso hacer un balance de su labor al frente del Tricolor.

Los objetivos que nos hemos trazado los hemos logrado, siempre hay cosas que mejorar en todos los aspectos; estamos al pendiente de todo, estoy contento pero aspiramos a más. No me pongo límites, me pongo objetivos, cuando pongo límites dejo de crecer , dijo.

Sobre el partido ante Dinamarca explicó que debido a sus características y filosofía de juego creen que sus condiciones son muy similares a las que se enfrentarán en los primeros partidos de la eliminatoria.

Tenemos pocos partidos de preparación y muchos de competencia oficial, entonces tenemos que aprovechar estos tiempos , agregó José Manuel, quien explicó que esperan ser exigidos ante un equipo que al tener su Liga en receso buscará mantenerse en la mejor forma.

Finalmente el entrenador advirtió que mañana podría ver acción cualquier futbolista con el fin de observar a la mayoría de cara a las eliminatorias, y que podría haber modificaciones en la convocatoria final para debutar en el hexagonal ante Jamaica en la cancha del Azteca.

carlos.herrera@eleconomista.mx