En México, 91% de la población cree que la ciencia sí impulsa la innovación y 87% dijo que el mundo es un mejor lugar gracias a ella. Sin embargo, sólo 35% considera que su vida sería distinta sin el desarrollo científico.

Estos resultados se derivan del primer Índice del estado de la ciencia (State of Science Index, SOSI), un estudio global realizado por la empresa 3M que expone las actitudes de la población general hacia la ciencia. A primera vista, los resultados del estudio sugieren que el sentimiento hacia la ciencia es muy positivo, pero también muestran rasgos de indiferencia o escepticismo que preocupan.

“Estudios como éste otorgan el protagonismo a la ciencia y revelan las diferencias entre los países, géneros e incluso generaciones”, señaló Anila Prabhu, directora de Innovación y Desarrollo en México para 3M; por ejemplo, en general, el estudio descubrió que los encuestados de países emergentes son más optimistas sobre los futuros avances científicos que los encuestados de los países desarrollados.

En México, siete de cada 10 personas creen que lo mejor de la ciencia aún está por venir para ellos; los temas de mayor preocupación son suministro de energía renovable y el tratamiento y prevención de enfermedades, como el cáncer.

Además, 60% de los encuestados refirió que la ciencia es importante en la vida cotidiana, casi 15% más que la media mundial. Adicionalmente, los mexicanos aceptan las afirmaciones de la ciencia en 30%, en tanto que la media global es de 21 por ciento.

Ante la pregunta de con quién preferiría platicar, la mitad de los encuestados seleccionó usar esa posibilidad con astronautas o premios Nobel que con actores o cantantes. Las opciones para los encuestados eran Rodolfo Neri Vela (55%) o Ximena Sariñana (45%), y Mario Molina (53%) o Diego Luna (47 por ciento).

Sobre el desarrollo científico en el país, 88% cree que otros países aportan más que México, 80% cree que existe un retraso y 41% considera que el país no invierte lo suficiente para destacar en investigaciones.

Aunque los mexicanos tienen un mayor nivel de confianza y entienden el impacto de la ciencia, “también consideran que otros países están haciendo mucho más en el campo científico y que México probablemente no es el líder en esta revolución. Los mexicanos piensan que las inversiones en ciencia no son lo que se necesita, sino menores”, compartió Prabhu.

Agregó que necesitamos hacer que la ciencia sea algo con lo que la gente se relacione fácilmente, que sea algo sencillo para que entienda de qué se trata y para que las generaciones jóvenes se entusiasmen y se interesen en ésta.

La brecha de género también es una limitación para la ciencia en nuestro país: de acuerdo con el reporte, 19% de las mentes científicas son mujeres y 39% son hombres.

A esto se le suma que las mujeres están menos comprometidas e interesadas en la ciencia que los hombres; son más propensas que los hombres a decir que no saben nada de ciencia (21% frente a 15%) y tienen una probabilidad significativamente menor de creer que una carrera en Ingeniería sería gratificante (9% frente a 25 por ciento). Las mujeres, sin embargo, están más interesadas que los hombres en la medicina (20% frente a 14%) y las ciencias de la vida (15% frente a 10 por ciento).

El informe concluye que si bien la percepción mundial sobre la ciencia es buena, los datos que refieren indiferencia y escepticismo aún son significativos, por lo que la divulgación de la ciencia necesita de “defensores”.

“Esperamos que este informe genere una conversación mundial sobre el tema. Creemos que toda la comunidad científica tenemos una oportunidad de inspirar a las personas para que sean más conscientes sobre la ciencia que los rodea, y así conectar los puntos entre la ciencia y su vida cotidiana”, concluye el informe.

El estudio se realizó con 14,036 adultos en 14 países entre el 14 de junio del 2017 y el 26 de agosto del 2017, a través de una combinación de entrevistas en línea y fuera de línea.

Aproximadamente 1,000 personas mayores de 18 años fueron encuestadas en cada país. Los países incluidos en el estudio son: Brasil, Canadá, China, Francia, Alemania, India, Japón, México, Polonia, Reino de Arabia Saudita, Singapur, Sudáfrica, el Reino Unido y Estados Unidos.

El estudio se encuentra disponible de manera gratuita en 3M.com/scienceindex.

nelly.toche@eleconomista.mx