En reunión con presidentes municipales, el secretario de Seguridad Pública, Alfonso Durazo, planteó dar mayores atribuciones a las policías municipales y estatales con el fin de ponerlas “al nivel profesional de la Guardia Nacional”.

Durante el encuentro, el funcionario federal consideró que la guardia será insuficiente si no va acompañada del mejoramiento de los cuerpos estatales y municipales de seguridad, “de tal manera que sea más fácil la articulación y la colaboración” entre las partes.

Como parte del nuevo modelo nacional de policías, la SSPC planteó tres acciones fundamentales: habilitar a policías municipales y estatales para recibir denuncias; impulsar el desarrollo de unidades de análisis y de investigación en las corporaciones locales, porque “hay un déficit muy importante en términos de capacidades técnicas para hacer investigación y eso implica el rezago de la aplicación de la justicia y los altos niveles de impunidad que hay en el país”, y, finalmente, habilitar a las policías para hacer trabajos de investigación.

Lucha anticorrupción

El secretario también dijo que la corrupción es uno de los grandes retos en el combate a la inseguridad, pese a que no demanda recursos económicos. “El combate a la inseguridad requiere recursos, pero hay medidas que no los requieren, por ser de carácter administrativo, como el combate a la corrupción”.

Sin embargo, reconoció que en virtud del tamaño del problema de inseguridad los recursos económicos siempre serán insuficientes. “Habrá por supuesto recursos, están los recursos del Fondo de Aportaciones para la Seguridad Pública (FASP), los del Programa de Fortalecimiento para la Seguridad (Fortaseg) y sobre todo los recursos del Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de los Municipios y las Demarcaciones Territoriales del Distrito Federal (Fortamun)”, detalló.

[email protected]