El presidente Enrique Peña Nieto refrendó que la meta es lograr un México libre de violencia, de impunidad y de corrupción; y que la seguridad es una tarea compartida de todos los órdenes de gobierno.

En la 37 Sesión del Consejo Nacional de Seguridad Pública, hizo un reconocimiento a las fuerzas armadas, porque ante la debilidad de las instituciones encargadas de la seguridad pública, sobre todo en el orden municipal han tenido la capacidad para hacer frente al crimen organizado.

Destacó el compromiso de las organizaciones de la sociedad civil para cumplir esta tarea y en el caso Iguala dijo que será la Procuraduría General de la República la encargada de dar el resultado final de las investigaciones.

mrc