La PGR confirmó que se completó la liberación de los siete elementos del Ejército que fueron procesados por el caso Tlatlaya, luego de que el juez de la causa no pudo encontrar elementos que los responsabilizaran de la muerte de 15 de las 22 personas en el operativo del 30 de junio del 2014 en Tlatlaya, Estado de México.

Sin embargo, la PGR refirió que aportará pruebas que acrediten la responsabilidad de los implicados, para que éstos sean reaprehendidos y formalmente procesados.

La procuraduría informó este fin de semana que quedaron absueltos Fernando Quintero Millán, Roberto Acevedo López y Leobardo Hernández Leónides, luego de que el Sexto Tribunal Unitario del Segundo Circuito ordenó su liberación por falta de pruebas. Esos elementos se suman a Ezequiel Rodríguez Martínez, Samuel Torres López, Julio César Guerrero Cruz y Alán Fuentes Guadarrama, quienes fueron liberados en octubre del 2015.

En el caso de Fernando Quintero Millán, Roberto Acevedo López y Leobardo Hernández Leónides, fueron absueltos de los delitos de homicidio, encubrimiento (en la modalidad de alteración) y modificación Ilícita de vestigio del hecho delictivo, por los sucesos ocurridos el 30 de junio del 2014 en el municipio de Tlatlaya, Estado de México.

Conforme al marco legal vigente, la PGR acata esta resolución judicial. Sin embargo, el Ministerio Público de la Federación (MPF) considera haber ofrecido los elementos de prueba suficientes para procesar a los tres elementos militares , detalló.

La PGR precisó que si bien el auto de liberación no es impugnable por parte del MPF, el magistrado del tribunal estableció que el auto de libertad fue dictado sin perjuicio de que el fiscal de la Federación aporte pruebas legalmente suficientes para reunir los requisitos legales para la emisión de un auto de formal prisión por este delito o uno diverso en torno al homicidio de referencia .

[email protected]