José Guadalupe Rodríguez Castillo, el Quince, o Don Lupe, señalado como responsable de las operaciones delictivas del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) en ocho municipios de los estados de Jalisco y tres de Colima, habría sido el responsable de ordenar la desaparición de los ciudadanos italianos Raffaele Russo, su hijo Antonio Russo y Vincenzo Cimmino, extraviados desde el 31 de enero del 2018 en Tecalitlán, Jalisco.

Omar Hamid García Harfuch, jefe de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) de la PGR, informó que como resultado de los trabajos de inteligencia de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y la Policía Federal, el 29 de julio fue capturado en el municipio de Zapopan, Jalisco; el Quince, quien es considerado el coordinador regional del CJNG y su hijo, José Guadalupe Rodríguez Doroteo el Jr o Lupe.

“Rodríguez Castillo tenía en la nómina a personal de la policía municipal de Tecalitlán, por lo que el 24 de febrero de este año se cumplimentó cuatro órdenes de aprehensión de ellos quienes declararon que los italianos fueron interceptados en Tecalitlán y entregados en Jilotlán de los Dolores al CJNG, por instrucciones de Hugo Enrique Martínez Muñiz, exdirector de la Policía Municipal de Tecalitlán’’, dijo García Harfuch.

Agregó que durante la captura y sin realizar un solo disparo, fueron aseguradas armas de fuego de diversos calibres, cartuchos útiles, estupefacientes, probablemente metanfetamina y mariguana, así como un vehículo, todo fue puesto a disposición del Agente del Ministerio Público Federal con la finalidad de integrar la carpeta de investigación.

Ambos detenidos fueron trasladados a la Ciudad de México y quedaron a disposición de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada, con la finalidad de determinar su situación jurídica.

rtorres@eleconomista.com.mx