Faltan empresas más productivas en México. Faltan más empresas grandes.

A esta conclusión llegué al leer el Capítulo 5 de La empresa: historia de una idea revolucionaria (2003), libro escrito por los ingleses John Micklethwait y Adrian Wooldridge.

En ese libro se afirma: Respecto de Gran Bretaña, la gran pregunta es por qué no explotó mejor sus compañías. Después de todo, había abierto el camino de la industrialización y del desarrollo de empresas relativamente grandes. En 1795, sir Robert Peel, el mayor industrial de algodón del país, poseía 23 fábricas textiles en el norte y en algunas de ellas trabajaban 500 personas. […] Pero a finales del siglo XIX no pudo crear las grandes empresas industriales que eran entonces la clave del éxito económico. En 1902, la mano de obra industrial de Estados Unidos era apenas algo más numerosa que la británica, pero Gran Bretaña tenía pocas empresas capaces de rivalizar con los gigantes estadounidenses. […] Destacan dos aspectos: la fuerte preferencia por la empresa familiar y la gestión personal, y los prejuicios británicos contra la industria (109-110 pp.).

Las empresas, en cualquier lugar, generan riqueza económica. Y en México el Consejo de la Comunicación AC busca cambiar la percepción que las personas tienen acerca de los empresarios y su actividad.

La campaña Pepe y Toño pretende alejar de la concepción de las personas que las empresas solamente son las grandes compañías. Entre los objetivos que persigue la campaña está ponerle rostro a muchos de esos pequeños y medianos empresarios de México que se la juegan todos los días y generan 83% del Producto Interno Bruto (PIB) nacional, así como ocho de cada 10 empleos en el país. El objetivo del Consejo de la Comunicación es propiciar un más sólido espíritu empresarial entre las nuevas generaciones […] (http://www.pepeytono.com.mx/).

Entre abril del 2002 y abril del 2010, el número de cotizantes en el Instituto Mexicano del Seguro Social creció 18.7 por ciento. Del incremento, 52.6% correspondió a las empresas grandes (personal: 251 o más), es decir, aquellas donde la productividad del trabajo suele ser mayor. Si únicamente se considera la variación entre abril del 2009 y abril del 2010, la contribución de los establecimientos grandes fue 71.4 por ciento.

En abril de este año, 41.4% de los cotizantes estaba en estos grandes establecimientos

(http://www.imss.gob.mx/estadisticas/financieras/Cubo.htm). En otras palabras, de estas cifras no puede concluirse que las empresas pequeñas y medianas generan ocho de cada 10 empleos .

En todos los países, la productividad laboral en las empresas grandes es mayor que en las pequeñas. Por ejemplo, según el informe OECD factbook 2008: Economic, environmental and social statistics , en 1995 las manufactureras grandes en México tenían una productividad igual a 6.5 veces la de las más pequeñas; en Corea este cociente era 4.6; en Italia, 2.7; en Estados Unidos, 2.4, y en Eslovaquia, 1.3.

El Consejo de la Comunicación AC afirma: Las empresas representan el inicio del ciclo virtuoso que permite generar prosperidad para la sociedad.

Los empresarios somos todos: pequeños, medianos y grandes. El taller mecánico, la miscelánea, la fábrica o el vivero. Empresarios somos quienes damos trabajo y contribuimos a la generación de bienestar. […] Es indispensable impulsar una cultura emprendedora y empresarial que permita generar más y mejores empresas […] . Subrayo: en México necesitamos empresas más productivas.

[email protected]