Acababa de ocurrir el extrañamiento presidencial a la Conapred –motivado por la inclusión del youtuber Chumel Torres en el programa de foro virtual sobre racismo, seguida por un reclamo tuitero de Beatriz Gutiérrez Müller– que terminaría con la renuncia de la politóloga itamita Mónica Maccise Duayhe a la presidencia de esa instancia, adscrita a la Secretaría de Gobernación.

Justo hace una semana, el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell Ramírez, atendió la invitación de su homólogo Víctor Suárez para participar en la sesión mensual de la comunidad agrícola encargada de la Autosuficiencia Alimentaria dentro de la Sader.

El vocero del gobierno mexicano sobre la Covid-19 presentó su exposición, apoyado por las gráficas que cotidianamente presenta en las conferencias vespertinas y un mapa de la incidencia de la enfermedad, de alcance municipal sobre la cartografía digital del Inegi, pero con datos recabados por la Secretaría de Salud.

En la visualización destacaban amplias regiones de Oaxaca, Chihuahua, Durango, Sonora y el noroeste de la Península de Yucatán, con importantes asentamientos de los pueblos originarios que se han mantenido al margen de la pandemia. ¿Las comunidades rurales e indígenas tienen un bajo riesgo de contagio?, preguntó López-Gatell, “no, no es el caso; lo que en toda circunstancia podría ocurrir es que hay un diferimiento del riesgo”, insistió.

Luego, el funcionario de la 4T explicó la forma en la que esta enfermedad emergente llegó a México: “Fue importada por grupos sociales adinerados del país. Esto no lo digo en forma peyorativa ni por crear una segmentación innecesaria o polarización, sino porque existe una realidad constatada y constatable de que la importación ocurrió en personas que tenían capacidad económica o su ocupación les llevaba a viajar internacionalmente”.

¿Acaso se refería a las decenas de connacionales que fueron a los resort de Vail, en las últimas semanas de febrero? ¿O a los líderes empresariales y ejecutivos que presenciaron el Abierto de Tenis en Acapulco y volvieron al bello puerto, para la Convención Nacional Bancaria? ¿Los ricos contagiaron a sus empleados pobres, trabajadoras domésticas, choferes, jardineros…?

“En su momento habrá detalles para caracterizar esto”, dijo López-Gatell. Los productores del ramo han requerido a las autoridades un análisis profundo y un monitoreo permanente del impacto de la Covid-19 en el campo mexicano. El potencial contagio de la fuerza laboral, principalmente de los jornaleros contratados para el levantamiento de las cosechas, es una de sus preocupaciones.

Extractos de la presentación del subsecretario López-Gatell ante los productores agrícolas llegaron a los medios, el pasado fin de semana. Y desde entonces ha recibido cuestionamientos sobre sus expresiones, que finalmente tuvieron respuesta en la mañanera de Palacio Nacional.

“Hubo una exaltación porque yo había dicho que el Covid llegó (a México) por grupos socialmente adinerados, cuando el foco de atención era la preocupación de que los no adinerados son quienes ahora pueden sufrir el Covid”, matizó. “Claramente se ve que hay prioridades diferentes en la cabeza de cada quien, pero bueno, cada quien se preocupa de lo que se debe preocupar: nosotros nos preocupamos de las comunidades pobres, nuestra obligación es proteger el interés público”.

Efectos secundarios

PREPARATIVOS. En una semana entrará en vigor el nuevo tratado comercial entre Estados Unidos y Canadá, y el espacio material donde ocurre ese intercambio son las aduanas, que ante la pandemia de la Covid-19 también han tenido que sufrir de una reconversión. Los puntos de revisión han evolucionado en la comunicación electrónica, mientras que las agencias aduanales y los transportistas han tenido que adaptarse a los nuevos tiempos. A partir de la segunda quincena de junio del 2020, la situación en las aduanas mejoró gradualmente, pues se han registrado 177,500 operaciones, un 22% menor a la registrada en el mismo periodo del 2019, cuando se realizaron 228,600 operaciones. “Durante la última quincena de mayo, el comercio exterior tuvo un ligero repunte que hace pensar que el camino de la recuperación económica está por comenzar”, consideró Arturo Reyes Rosas, presidente de la CAAAREM quien asegura que es posible retomar operaciones de forma segura y sustentable, pues “los agentes de carga son coadyuvantes de que la economía prospere, al verificar que la mercancía que entra o sale del país, sea segura y llegue a su destino en el menor tiempo posible”.

INDEFENSOS. Tanto por los recursos aplicados por las autoridades locales, como por los planes de acción implementados, Guerrero es el estado con litoral que peor se ubicó en el Índice de Efectividad en Inspección y Vigilancia de las actividades pesqueras, generado por Causa Natura. Y es que la pesca ilegal –de acuerdo con el IMCO– equivale casi a 60% de la producción nacional reportada. El índice comprende el periodo 2013–2018 y entre sus hallazgos encontró que el estado que realiza más acciones y tiene más recursos para el combate de la pesca ilegal es Sinaloa, sin embargo, se ubicó en la séptima posición del índice final. Los estados que resultaron punteros para el periodo analizado fueron las dos entidades de la península Bajacaliforniana.

 

Alberto Aguirre

Periodista

Signos vitales

Periodista y columnista de El Economista, autor de Doña Perpetua: el poder y la opulencia de Elba Esther Gordillo. Elba Esther Gordillo contra la SEP.

Lee más de este autor