Los inversionistas que apostaron contra Tesla y decidieron vender su participación en la fabricante de autos eléctricos están teniendo un amargo arranque de año.

Los inversionistas que apostaron contra Tesla han perdido cerca de 2,000 millones de dólares en lo que va de este año, según datos de la firma de análisis financiero S3 Partners, citada por Business Insider

Esa es una importante pérdida tomando en cuenta que el año apenas lleva siete jornadas hábiles.

La fuerte pérdida se debe al reciente rally de las acciones de la empresa de Elon Musk, pues han subido 18% entre el 2 y el 8 de enero. Ello debido a las sólidas cifras de venta a diciembre y por el optimismo que causó la inauguración de su fábrica en China.

En el 2019, los inversionistas que apostaron contra Tesla perdieron 2,900 millones de dólares.

Al principio del 2019, las acciones de la automotriz californiana perdieron 46% entre enero y su punto más bajo en junio.

Sin embargo, desde entonces, Tesla ha rebotado y el precio de su acción se ha duplicado desde octubre, cuando la compañía reportó ganancias en su tercer trimestre.

Este rally en el precio de sus acciones ha llevado a Tesla a un valor de capitalización bursátil cercano a 89,000 millones de dólares, convirtiéndola en la automotriz estadounidense más valiosa, superando incluso a gigantes como Ford y General Motors.

Al menos dos analistas de Wall Street piensan que la reciente alza en las acciones de Tesla puede ser ya lo máximo a lo que llegarán.

De hecho, el miércoles, CFRA bajó su recomendación a Venta desde Mantener, para las acciones de Tesla, mientras que el jueves Baird degradó la acción a neutral, desde sobresaliente.

“Nos hemos vuelto extremadamente cautelosos de la acción, debido a su subida en los últimos días”, dijo Toni Sacconaghi, de la consultoría Bernstein.

[email protected]